Reglamento del Bridge Duplicado 2007



I.- PRELIMINARES


Artículo 1.- La baraja. Rango de cartas y palos


El Bridge duplicado se juega con una baraja de 52 cartas. En la baraja hay 13 cartas en cada uno de los cuatro palos. El rango de los palos, de mayor a menor, es: picas (♠), corazones (♥), diamantes (♦), tréboles (♣). Las cartas de cada palo están ordenadas de mayor a menor: As, Rey, Dama, Valet, 10, 9, 8, 7, 6, 5, 4, 3, 2.


Artículo 2.- Los estuches


Para cada partida que va a jugarse a lo largo de una sesión, se facilita un estuche con una baraja. Los estuches están numerados. Tienen cuatro bolsillos, donde se guardan las cuatro manos. Estos bolsillos tienen nombres: Norte, Este, Sur y Oeste. El dador y la vulnerabilidad están designados de la siguiente manera:


Dador Norte               Estuches 1-5-9-13

Dador Este                 Estuches 2-6-10-14

Dador Sur                  Estuches 3-7-11-15

Dador Oeste              Estuches 4-8-12-16

Nadie vulnerable       Estuches 1-8-11-14

N/S vulnerables         Estuches 2-5-12-15

E/O vulnerables         Estuches 3-6-9-16

Todos vulnerable      Estuches 4-7-10-13


La misma secuencia se repetirá para los estuches 17/32 y en cada grupo subsiguiente de 16 estuches. No se deberían emplear estuches que incumplan estas condiciones. Si, pese a esta prohibición, se usaran, se aplicarán en toda la sesión las condiciones que en ellos estén marcadas.


Artículo 3.- Ordenación de las mesas


En cada mesa juegan cuatro jugadores. Las mesas están numeradas según criterio del Árbitro, quien establece una dirección como Norte. Los demás puntos cardinales adoptan su posición habitual respecto al Norte. (Nota AEB: Las mesas deberían colocarse de forma consecutiva y en paralelo, si el espacio disponible lo permite).


Artículo 4.- Compañeros y bandos


Los cuatro jugadores de cada mesa forman dos bandos, dos parejas de compañeros. Norte-Sur juegan contra Este-Oeste. En torneos por parejas o por equipos los participantes actúan como parejas o equipos respectivamente. Se juega con el mismo compañero durante una sesión (excepto en casos de sustituciones autorizadas por el árbitro). En torneos individuales cada jugador actúa individualmente, y los compañeros van cambiando a lo largo de la sesión.


Artículo 5.- Asignación de asientos


A.- Posición inicial: Al principio de cada sesión el árbitro asigna una posición inicial a cada participante (al jugador, pareja o equipo). Si no hay otras indicaciones, los miembros de cada pareja o equipo eligen los asientos asignados según mutuo acuerdo (entre los asientos designados para ellos). Una vez seleccionada la posición (Norte, Sur, Este u Oeste), el jugador puede cambiarla durante una sesión solamente siguiendo las instrucciones o con permiso del árbitro.


B.- Cambio de posición o de mesa: Los jugadores cambian su posición inicial o cambian de mesa según instrucciones del Árbitro. Su responsabilidad es dar instrucciones con claridad. Cada jugador es responsable de moverse en el momento y de manera indicados y de ocupar el sitio correcto después de cada cambio.


Artículo 6.- Barajar y repartir


A.- Barajar: Antes de comenzar el juego, cada mazo se barajará concienzudamente y, si lo requiere un contrario, se cortará.


B.- Repartir: Las cartas se deben repartir cara abajo, una por una, en cuatro manos de trece cartas. Cada mano se coloca cara abajo en uno de los cuatro bolsillos del estuche. Se recomienda repartir en el sentido de agujas de reloj.


C.- Presencia de ambas parejas: Salvo que el Árbitro disponga otra cosa, un miembro de cada bando debería estar presente mientras se baraja y reparte.


D.- Barajar y repartir de nuevo

   1.Si antes de que empiece la subasta se observa que las cartas han sido repartidas incorrectamente o que mientras se barajaban y repartían un jugador podía haber visto la cara de una carta perteneciente a otro jugador, se volverá a barajar y repartir. A partir de entonces, y antes de que finalice el juego del estuche, si un jugador ve accidentalmente una carta que pertenece a la mano de otro jugador se aplica el Artículo 16C (pero ver el Artículo 24). Un estuche repartido de manera incorrecta es un estuche alterado. Para cualquier otra irregularidad ver el artículo correspondiente.

   2.Salvo que el propósito del torneo sea que los jugadores repitan las partidas que ya habían jugado, no se aceptan los resultados si las cartas se han repartido sin haberlas barajado desde un mazo ordenado, (mazo en el que no se ha introducido ninguna aleatoriedad, respecto a su condición anterior), o si el reparto procede de una sesión diferente. (Estas medidas no impedirán el intercambio de estuches entre las mesas, si así se desea.)

   3.Sujeto al Artículo 22A, se debe volver a barajar y repartir si así lo requiere el árbitro, por cualquier razón compatible con este reglamento (pero ver Artículo 86C).


E.- Facultades del Director respecto al barajado y reparto: El Director puede disponer que se baraje y reparta:

   1.En cada mesa, inmediatamente antes de comenzar el juego.

   2.Anticipadamente, por él mismo

   3.Anticipadamente, por sus ayudantes u otras personas que designe.

   4.Por otro método, previa o simultáneamente al comienzo de la sesión, siempre que éste reproduzca una aleatoriedad igual a la que cabría esperar si se aplicara A y B anteriores.


F.- Duplicar los estuches: Si las condiciones del juego lo requieren, se reproducirá una o más veces cada reparto original de acuerdo con las instrucciones del Director. En este caso, normalmente no volverá a repartirse un estuche (aunque el Director está facultado para ordenar que se haga)


Artículo 7.- Control de estuches y cartas


A.- La posición del estuche: El estuche que se va a jugar se coloca en el centro de la mesa y debe permanecer así hasta que termine el juego.


B.- Extracción de cartas del estuche

   1.Cada jugador retira las cartas del bolsillo que corresponde a su punto cardinal.

   2.Todos los jugadores deberían contar sus cartas boca abajo para asegurarse de que tienen trece. Después, pero antes de dar una voz, deberá inspeccionar el anverso de sus cartas.

   3.Durante el juego cada jugador retiene sus cartas, sin permitir que se mezclen con las de otros jugadores. Ningún jugador debe tocar las cartas de otro jugador durante o después del juego, excepto si tiene permiso del Árbitro (pero el declarante puede jugar las cartas del muerto, conforme al artículo 45).


C.- Devolución de cartas al estuche: Una vez terminado el juego, cada jugador debería barajar sus trece cartas. A continuación las devuelve al bolsillo que corresponde a su punto cardinal. Después de esto, si no está presente un miembro de cada bando o el Árbitro, no se deben sacar las cartas del estuche.


D.- Responsabilidad por el procedimiento: Todos los participantes presentes en la mesa, a lo largo de la sesión, son responsables de mantener las condiciones correctas del juego en la mesa.


Artículo 8.- Secuencia de rondas


A.- Movimiento de estuches y de jugadores

   1.El Árbitro es el que da instrucciones sobre el movimiento correcto de los participantes y de los estuches.

   2.Salvo otra indicación del Árbitro, el jugador sentado en la posición Norte de cada mesa, es el responsable de mover los estuches que acaba de jugar en su mesa, a la mesa correcta para la siguiente ronda.


B.- Final de la ronda

   1.Por lo general una ronda termina cuando el Árbitro da la señal del inicio de la ronda siguiente. Pero si en una mesa el juego todavía no ha acabado, la ronda continúa para esta mesa hasta que hayan cambiado los jugadores.

   2.Si el Árbitro decide posponer el juego de un estuche, para este estuche la ronda no termina para los jugadores involucrados hasta que el estuche haya sido jugado y el resultado acordado y anotado o hasta que el Árbitro haya cancelado el juego de este estuche.


C.- Final de la última ronda y final de la sesión: La última ronda de una sesión, y la propia sesión, terminan para cada mesa cuando se hayan jugado todos los estuches previstos para esta mesa y cuando se hayan introducido todos los resultados sin objeciones.


II.- IRREGULARIDAES


Artículo 9.- Procedimiento después de una irregularidad


A.- Denuncia de una irregularidad:

   1.Durante la subasta cualquier jugador, sea o no su turno, puede llamar la atención sobre una irregularidad, salvo que lo prohíba este Reglamento.

   2.Durante el carteo sólo el declarante y los defensores pueden denunciar una irregularidad, salvo prohibición de este Reglamento, cometida durante el carteo. (Para carta designada de forma incorrecta ver art. 65B3).

   3.El muerto no puede denunciar una irregularidad cometida durante el carteo, aunque puede hacerlo una vez terminado éste. Sin embargo el muerto, puede tratar de prevenir una irregularidad de otro jugador sujeto a lo dispuesto en los artículos 42 y 43.

   4.No es obligatorio denunciar la irregularidad cometida por el propio bando, (pero ver art. 20F5 para corrección de explicaciones aparentemente incorrectas del compañero)


B.- Forma de efectuarla:

   a.Cuando se ha llamado la atención sobre una irregularidad, debería llamarse al Árbitro inmediatamente.

   b.Cualquier jugador, incluido el muerto, puede llamar al Árbitro, una vez se haya llamado la atención sobre una irregularidad.

   c.Un jugador no va a perder los derechos que le correspondan por llamar al Árbitro.

   d.El hecho de que un jugador llame la atención sobre una irregularidad cometida por su bando no afecta a los derechos de los oponentes.

•Los jugadores no deben tomar ninguna medida hasta que el Árbitro haya explicado todo lo relacionado con la rectificación.


C.- Corrección prematura de una irregularidad. 

•Cualquier corrección prematura de una irregularidad por parte del infractor, puede ocasionarle otras rectificaciones adicionales. (Ver las salidas restringidas en el Artículo 26)


Artículo 10.- Rectificaciones


A.- Potestad para determinar una rectificación: El Árbitro es el único que tiene la facultad de estipular las rectificaciones, si éstas son aplicables. Los jugadores no tienen derecho a aplicar las rectificaciones por iniciativa propia, ni a renunciar a ellas. (Ver Artículo 81C5).


B.- Anular una rectificación o la renuncia a una rectificación: Si los jugadores aplican o renuncian a una rectificación, sin instrucciones del Árbitro, éste las puede aceptar o anular


C.- Elección después de una irregularidad.

   1.Si este Reglamento previene varias opciones después de una irregularidad, el Árbitro debe explicarlas todas ellas.

   2.Si un jugador tiene varias opciones después de una irregularidad, debe tomar la decisión sin consultar al compañero.

   3.Si este Reglamento previene varias opciones para el bando inocente, por la irregularidad cometida por un oponente, es lícito escoger la más ventajosa.

   4.Sujeto al Artículo 16D2, después de la rectificación de una irregularidad es apropiado que los culpables efectúen cualquier subasta o jugada ventajosos para su bando, incluso si parece que se estén aprovechando de su propia infracción (pero ver Artículos 27 y 50).


Artículo 11.- Pérdida del derecho a la rectificación


A.- Por acción del bando inocente:

El bando inocente puede perder el derecho a la rectificación de una irregularidad si cualquiera de ellos toma alguna medida antes de llamar al Árbitro. Esto ocurrirá, por ejemplo, si el bando inocente se ha beneficiado de una acción posterior de un oponente que desconocía las disposiciones correspondientes del Reglamento.


B.- Penalidad después de perder el derecho a la rectificación:

Aplicando este Reglamento, incluso después de perder el derecho a una rectificación, el Árbitro puede imponer una penalidad por procedimiento (ver Artículo 90).


Artículo 12.- Facultades discrecionales del Árbitro


A.- Otorgar una puntuación ajustada: Por propia iniciativa, o a solicitud de un jugador dentro del periodo establecido en el Artículo 92B, el Árbitro puede otorgar una puntuación ajustada si este Reglamento lo permite. (Ver Artículo 86 para el juego por equipos). Esto incluye:

   1.Otorgar una puntuación ajustada “asignada”, si cree que este Reglamento no proporciona compensación a un participante inocente por un tipo especial de irregularidad cometida por su oponente.

   2.Otorgar una puntuación ajustada “artificial”, si no es posible una rectificación que permita que el estuche se juegue con normalidad (ver C2 abajo).

•El Árbitro puede otorgar una puntuación ajustada si hubo una rectificación incorrecta de una irregularidad.


B.- Objetivo de las puntuaciones ajustadas

   a.El objetivo de ajustar una puntuación es compensar el perjuicio causado al bando inocente y eliminar cualquier beneficio obtenido por una infracción al bando culpable. El perjuicio existe si, a causa de una infracción, el bando inocente obtiene una puntuación menos favorable de la que se esperaba si no hubiera existido la infracción. (Pero ver C1b).

   b.El Árbitro no debe otorgar una puntuación ajustada aduciendo que la rectificación proporcionada por este Reglamento sea excesivamente severa o ventajosa para cualquier bando.


C1.- Otorgando una puntuación ajustada (asignada)

   a.Si el Árbitro está autorizado por este Reglamento para ajustar la puntuación, después de una irregularidad, y puede otorgar una puntuación ajustada asignada, la otorga. Esta puntuación sustituye el resultado obtenido en el juego.

  b.Si tras una irregularidad el bando inocente ha contribuido a su propio perjuicio por un error grave, (no relacionado con la infracción), o por acciones alocadas o arriesgadas, no recibirá compensación por el perjuicio que se ha auto-ocasionado. El bando infractor, debería obtener la puntuación que se le hubiera asignado solamente como consecuencia de su infracción   

   c.Para obtener la equidad, salvo si la Autoridad Reguladora lo prohíba, una puntuación ajustada asignada se puede ponderar para reflejar las probabilidades de diferentes resultados potenciales. (Nota: La AEB sí lo prohíbe).

   d.Si las posibilidades son numerosas o no son evidentes, el Árbitro puede otorgar una puntuación ajustada artificial.

   e.A su discreción, en lugar de aplicar el apartado (c), la Autoridad Reguladora puede aplicar todo o parte del siguiente procedimiento: En lugar del resultado obtenido...

       

        (i)Para el bando inocente, se le asigna la puntuación más favorable posible entre las más probables que hubieran podido producirse si no existiera la irregularidad.

        (ii)Para el bando culpable, la puntuación asignada es el resultado más desfavorable posible, aun cuando sea poco probable, que se podría obtener.

(Nota: La AEB tiene acordado aplicar la totalidad de este procedimiento).

   f.Las puntuaciones atorgadas a los dos bandos no necesitan estar equilibradas.


C2.- Otorgando una puntuación ajustada (artificial)

   a.Cuando debido a la propia irregularidad no se pueda determinar un resultado (ver C1d), el Director otorgará una puntuación asignada artificial de acuerdo con la responsabilidad de los jugadores:

       

        (i)“media mínima” (como máximo el 40% de los puntos de match disponibles en torneos por parejas) al participante directamente culpable;

        (ii)“media” (50% en torneos por parejas) al participante sólo parcialmente responsable;

        (iii)“media máxima” (60% como mínimo en torneos por parejas) al participante que no incurrió en falta

   b.Cuando el Árbitro establece una puntuación asignada artificial de media mejorada o disminuida, el resultado en (IMP) será normalmente más 3 IMP o menos 3 IMP, pero esto puede variar de acuerdo con el artículo 86A.

   c.Lo anterior se modifica para el bando no infractor cuando obtenga en la sesión un resultado que exceda el 60% de los puntos de match disponibles o para el bando infractor cuando obtenga un resultado en la sesión inferior al 40% de los puntos de match disponibles. En tales casos recibirán el porcentaje obtenido (o su equivalente en IMP) en el resto de manos de esa sesión.


C3.- En Torneos individuales: Las rectificaciones previstas en este Reglamento y las relativas a la imposición de puntuaciones ajustadas se aplicarán a ambos miembros del bando culpable, aunque solamente uno de ellos sea responsable de la infracción. Pero el Director, al establecer puntuaciones ajustadas, no impondrá puntos de penalización por violación de las normas relativas de procedimiento al compañero del infractor si, a su juicio, no es, en absoluto, culpable.


C4.- Puntuación ajustada no compensada: Cuando el Árbitro imponga una, calculará separadamente la de cada participante en esa mano y atribuirá el promedio de las dos obtenidas a ambos participantes.


Artículo 13.- Número incorrecto de cartas


A.- El Árbitro estima que el juego puede seguir con normalidad: Si el Árbitro descubre que una o más manos del estuche tenían un número incorrecto de cartas (pero ver Artículo 14), y un jugador con la mano incorrecta ha dado voz, si el Árbitro estima que la partida puede ser corregida y jugada, la partida se puede jugar, sin cambio de voz. Al final del juego el Árbitro puede otorgar una puntuación ajustada.

B.- Puntuación ajustada y penalidad posible: Si no es el caso, si se ha dado una voz, el Árbitro ajustará la puntuación y puede penalizar al infractor.

C.- Irregularidad advertida una vez concluido el juego: Si terminado el juego se descubre que la mano de un jugador tenía más de 13 cartas, y la de otro menos (pero ver Artículo 13F), se debe anular el resultado y otorgar una puntuación ajustada (puede que ser de aplicación el Artículo 86D). Se tiende a aplicar una penalidad de procedimiento a cualquier participante culpable.

D.- No se ha dado ninguna voz: Si se descubre que un jugador tiene un número incorrecto de cartas y no se ha dado voz con su mano, entonces:

1.El Árbitro corregirá la mano, y si ningún jugador había visto la carta de otro jugador, ordenará que se juegue el estuche con normalidad.

2.Si el Árbitro descubre que uno o más bolsillos del estuche tenían un número incorrecto de cartas, y que un jugador ha visto una o más cartas de la mano de otro jugador, si el Árbitro estima:

a.que es improbable que la información no autorizada afecte a la subasta o al carteo, permitirá que el estuche sea jugado y puntuado. Si posteriormente considera que la información ha afectado el resultado del estuche ajustará la puntuación y puede penalizar al infractor.

b.que la información no autorizada obtenida de ese modo es suficientemente importante como para afectar el desarrollo normal de la subasta o del carteo, otorgará una puntuación ajustada artificial y puede penalizar al infractor.

E.- Posición o cambio de posición de la carta: Si basándose en este Reglamento el Árbitro exige que el juego continúe, el conocimiento de la posición de la carta o del cambio de su posición hecho por el Árbitro, es información no autorizada para el compañero del jugador que tenía el número incorrecto de cartas.

F.- Carta de más: Si se encuentra una carta sobrante que no forma parte de la partida, se retira. La subasta y el carteo continúan sin cambios. Si la carta hubiera sido jugada en una baza anterior se puede ajustar la puntuación.


Artículo 14.- Carta de menos


A.- Mano defectuosa advertida antes de comenzar el carteo: Cuando antes de que se descubra la carta de salida se advierte que una o más manos contienen menos de 13 cartas, y ninguna mano tiene más de 13, el Director buscará la o las cartas que faltan y, seguidamente,

1.Si la encuentra, la restituirá a la mano defectuosa.

2.Si no la encuentra, reconstruirá la mano original utilizando otra baraja.

3.Una vez restituida la mano la subasta y el carteo continúan normalmente, sin alteración de ninguna de las voces dadas y se presume que la mano restituida contenía todas las cartas desde el comienzo.

B.- Mano defectuosa advertida más tarde: Cuando después de la salida inicial y antes de que finalice el periodo de corrección, (definido en 79C), se advierte que una o más manos contienen menos de 13 cartas y ninguna mano tiene más de 13, el Árbitro buscará la o las cartas que faltan y, seguidamente:

1.Si la encuentra entre las jugadas, aplicará el artículo 67.

2.Si la encuentra en cualquier otro lugar, la restituirá a la mano deficiente, siendo aplicables las rectificaciones y/o penalizaciones previstas en el número 4 siguiente.

3.Si no la encuentra, reconstruirá la mano original utilizando otra baraja, siendo aplicables las rectificaciones y/o penalizaciones previstas en el número 4 siguiente.

4.Toda carta restituida a la mano deficiente conforme a este apartado B, se presume que permaneció siempre en ella; puede convertirse en carta penalizada (art. 50) y puede constituir renuncio no haberla jugado en su oportunidad.

C.- Información obtenida por la restitución de una carta: El conocimiento del cambio de posición de la carta es información no autorizada para el compañero del jugador cuya mano contenía un número incorrecto de cartas.


Artículo 15.- Juego de un estuche equivocado


A.- Los jugadores no habían jugado este estuche anteriormente

Si los jugadores juegan un estuche que no les correspondía en esta ronda (pero ver C):

1.El Árbitro normalmente acepta el resultado si ninguno de los cuatro jugadores había jugado anteriormente este estuche.

2.El Árbitro puede exigir a las dos parejas que luego jueguen entre ellos el estuche correcto.

B.- Uno o más jugadores jugó anteriormente el estuche: Si cualquier jugador juega un estuche que previamente había jugado, con oponentes correctos o no, su segundo resultado se anula para su bando y para el contrario. El Árbitro otorgará una puntuación ajustada artificial a los participantes privados de la oportunidad de obtener un resultado válido.

C.- Descubierto durante el periodo de subasta: Si durante el periodo de subasta el Árbitro descubre que un participante está jugando un estuche que no le corresponde en esta ronda, cancelará la subasta, se asegurará de que se sienten los participantes correctos y que estén informados sobre sus derechos, en esta y futuras rondas. Seguidamente comenzará la segunda subasta.

1.Los jugadores deben repetir las voces dadas en la primera subasta. Si alguna voz difiere en alguna manera, de la voz correspondiente de la primera subasta, el Árbitro anulará el estuche. Si no es así la subasta y carteo continúan de manera habitual.

2.El Árbitro puede penalizar por procedimiento (y otorgar una puntuación ajustada) si considera que se intentó evitar el juego normal del estuche por parte de cualquier bando.


Artículo 16.- Información autorizada y no autorizada


A.- Uso de la información por parte del jugador

1.Un jugador puede utilizar información en subasta o carteo si:

a.Proviene de las jugadas y voces legales del estuche que se está jugando, (incluyendo las ilegales si se han aceptado), y no está afectada por la información no autorizada de otras fuentes; o

b.Es información autorizada de una acción retirada (ver D); o

c.Es información que cualquier Artículo o Regulación especifican como autorizada. O, si no se especifica de otra forma, la que surge del procedimiento legal autorizado por este Reglamento y Regulaciones (pero ver el punto B1 a continuación); o

d.Es información que el jugador poseía antes de retirar sus cartas del estuche (Artículo 7B) y el Reglamento no prohíbe el uso de esta información.

2.Los jugadores pueden tener en cuenta también la previsión de su propio resultado; las características de sus oponentes; y cualquier condición de las Regulaciones del torneo

3.Los jugadores no deben basar sus voces o jugadas en otras informaciones (estas “otras” informaciones se denominan improcedentes).

4.Si el incumplimiento de este Artículo causa perjuicio el Árbitro ajustará la puntuación conforme con el Artículo 12C.

B.- Información improcedente causada por el compañero

1.Si cualquiera de las siguientes acciones de un jugador: hacer un comentario o pregunta; responder a una pregunta; hacer una alerta no esperada en relación con la justificación para hacerla, omitir deliberadamente una alerta; mostrar con claridad una duda; subastar con excesiva rapidez; hacer un énfasis especial, tono, gesto, movimiento, hábito, etc., facilitan una información improcedente a su compañero, que puede sugerir una voz o jugada, este compañero no puede escoger, entre alternativas lógicas, una que de forma evidente podía haber sido sugerida por la información improcedente.

•Una alternativa lógica es aquella que sería tenida en cuenta una parte significativa de los jugadores que tienen el nivel del jugador en cuestión (y que utilice los métodos de la pareja), y de las cuales algunos de ellos la escogerían.

2.Si un jugador considera que un oponente ha facilitado una información improcedente que podría causarle perjuicio, puede anunciar, excepto si lo prohíbe la Autoridad Reguladora, que puede exigir que se llame al Árbitro, que reserva su derecho de llamar al Árbitro más tarde. (En este caso los oponentes deberían llamar al Árbitro inmediatamente si no están de acuerdo de que se haya transmitido una información no autorizada).

3.Si un jugador tiene sólidas razones para creer que un oponente que tenía una alternativa lógica ha escogido una acción que podía haber sido sugerida por la información improcedente, debería llamar al Árbitro cuando termine el juego. (aunque no es una infracción si se llama al Árbitro posteriormente). El Árbitro otorgará una puntuación asignada (ver Artículo 12C) si considera que una infracción del Reglamento ha causado beneficio al infractor.

C.- Información improcedente de otras fuentes

1.Si un jugador accidentalmente recibe una información no autorizada sobre el estuche que está jugando o que va a jugar, mirando un estuche equivocado, oyendo accidentalmente voces de subasta, resultados o comentarios; viendo cartas de otra mesa, o viendo una carta de otro jugador en su mesa antes de que empiece la subasta, se debería avisar el Árbitro inmediatamente, preferiblemente por el que recibió la información.

2.Si el Árbitro opina que la información podría interferir en el juego normal puede, antes de que se haya dado una voz:

a.Cambiar la posición de los jugadores en la mesa, si el tipo del torneo y manera de puntuar lo permiten. Para que el jugador que tiene la información sobre una mano pueda jugar con esta mano; o

b.Si el tipo de competición permite, ordenar que se vuelva a barajar y repartir; o

c.Permitir que se termine el juego del estuche, estando dispuesto a otorgar una puntuación ajustada si considera que la información no autorizada podía haber afectado el resultado; o

d.Otorgar una puntuación ajustada artificial.

3.Si esta información no autorizada se recibe después de la primera voz en la subasta y antes del final del carteo del estuche, el Árbitro procede según punto 2(c).

D.- Información de las jugadas y voces retiradas: Si una voz o jugada ha sido retirada tal y como lo prevé este Reglamento:

1.Para el bando inocente, toda la información generada por la acción retirada es autorizada, indistintamente si fuera una acción propia o de los oponentes.

2.Para el bando culpable, la información generada por las acciones retiradas de cualquiera de los bandos es no autorizada. Un jugador del bando culpable no puede escoger una acción, entre las alternativas lógicas, que demostrablemente podía haber sido sugerida por la información no autorizada.


III.- LA SUBASTA


Artículo 17.- El periodo de subasta


A.- Comienzo: El período de subasta comienza, para un bando, cuando cualquiera de sus integrantes retira sus cartas del estuche.

B.- Primera voz: El jugador designado como dador en el estuche da la primera voz.

C.- Voces sucesivas: El jugador sentado a la izquierda del dador da la segunda voz, y a continuación cada jugador da una voz, uno tras otro, en el sentido de agujas de reloj.

D.- Voz con cartas de un estuche equivocado.

1.Una voz se cancela si el jugador la efectuó basándose en las cartas cogidas de un estuche equivocado.

2.Después de mirar la mano correcta el infractor vuelve a dar voz y la subasta continúa de manera normal a partir de este momento. Si el OI, (oponente de su izquierda), del infractor hubiera subastado después de la voz cancelada, el Árbitro otorgará una puntuación ajustada artificial si la nueva voz del infractor es diferente de la sustituida, (entendiendo también que la voz sustituida es diferente si su significado es muy distinto o si es una voz falsa), o si el compañero del infractor ha subastado después de la voz cancelada.

3.Si, posteriormente, jugando el estuche del que había cogido las cartas erróneamente, el infractor repite la voz que había dado, el Árbitro puede permitir que el estuche se juegue con normalidad, pero otorgará una puntuación ajustada artificial si la voz del infractor es diferente, (entendido igual que antes), de la voz cancelada que había dado antes con las mismas cartas.

4.Junto con las rectificaciones de los puntos 2 y 3 anteriores, se puede imponer una penalidad de procedimiento (Artículo. 90).

E.- Fin de la subasta y del periodo de subasta. 

1.La subasta y el periodo de subasta terminan según se prescribe en el art. 22.

2.Si a una voz le siguen tres pasos la subasta no termina si uno de los pasos se dio fuera de turno, privando a un jugador de que subaste en ese turno. Si esto ocurre la subasta vuelve al jugador que se habían saltado. Todos los pasos dados después de su turno se cancelan y la subasta sigue con normalidad. El Artículo 16D se aplica a las voces retiradas, considerando infractor a cualquier jugador que pasó fuera de turno.


Artículo 18.- Declaraciones


A.- Forma correcta: Una declaración indica el número de bazas de subasta (bazas en exceso de seis), de uno a siete, y una denominación. Paso, doblo y redoblo son voces pero no declaraciones.

B.- Superar una declaración: Una declaración supera a la anterior si indica o el mismo número de bazas de subasta en una denominación de mayor rango o un número mayor de bazas de subasta en cualquier denominación.

C.- Declaración suficiente: Una declaración que supera la inmediatamente anterior es una declaración suficiente.

D.- Declaración insuficiente. Una declaración que no supera la inmediata anterior es una declaración insuficiente.

E.- Rango de denominaciones: Es, en orden descendiente, sin triunfo, picas, corazones, diamantes, tréboles.

F.- Métodos diferentes: La Autoridad Reguladora puede autorizar métodos diferentes de dar voces.


Artículo 19.- Doblos y redoblos


A.- Doblos:

1.Un jugador puede doblar sólo la declaración inmediatamente anterior. Esta declaración debe haber sido subastada por un oponente y no debe haber intercaladas voces diferentes al paso. 

2.El jugador que dobla no debería indicar el número de bazas de subasta o la denominación. La única forma correcta es simplemente utilizando la palabra “Doblo”.

3.Si al doblar, el jugador indica incorrectamente la declaración, el número de bazas de subasta o la denominación, se considera que dobló la declaración tal y como se había subastado. (Se puede aplicar el Artículo 16 sobre información no autorizada.)

B.- Redoblos:

1.Un jugador puede redoblar solamente el doblo inmediatamente anterior. Este doblo debe haber sido subastado por un oponente y no debe haber intercaladas voces diferentes al paso.

2.El jugador que redobla no debería indicar el número de bazas de subasta o la denominación. La única forma correcta es utilizando solamente la palabra “Redoblo”.

3.Si al redoblar, el jugador indica incorrectamente la declaración doblada, o el número de bazas de subasta o la denominación, se considera que ha redoblado la declaración tal y como se había subastado. (Se puede aplicar Artículo 16 sobre información no autorizada.)

C.- Doblo o redoblo superado: Cualquier doblo o redoblo es superado mediante una declaración legal hecha a continuación.

D.- Puntuación de un contrato doblado o redoblado: Si a una declaración doblada o redoblada no la sigue una declaración legal, el valor de la puntuación se incremente tal y como lo determina el Artículo 77.


Artículo 20.- Revisión y explicación de voces


A.- Voz no entendida claramente: Un jugador puede exigir una aclaración inmediata si no está seguro de qué voz se había dado.

B.- Revisión de subasta durante el periodo de subasta

1.Durante el periodo de subasta, en su turno, un jugador tiene derecho a exigir que se repitan todas las voces anteriores, excepto si por el Reglamento dicho jugador está obligado a pasar. Las alertas deberían incluirse en le repetición.

2.El jugador no debe pedir una revisión parcial de las voces anteriores y no debe interrumpirla hasta el final de la misma.

C.- Revisión después del paso final

1.Después del paso final, cualquier defensor puede exigir la revisión si es su turno de efectuar la salida inicial (ver Artículos 47E y 41).

2.El declarante o cualquier defensor pueden, en su primer turno de juego, exigir la repetición de todas las voces anteriores. (Ver Artículos 41B y 41C). (El primer turno de juego para el declarante es desde el muerto, excepto si acepta una salida inicial fuera de turno y si las voces no son habladas los que responden deben asegurarse de que el oponente ha entendido qué voz se había dado)

3.Igual que en el punto B el jugador no puede pedir solamente una revisión parcial ni interrumpirla.

D.- Quién puede repetir la subasta: La solicitud de repetir las voces la responderá uno sólo de los oponentes.

E.- Corrección de errores durante la revisión de la subasta: Todos los jugadores, incluidos el muerto o un jugador obligado a pasar, son responsables de corregir inmediatamente un error en la revisión. (Ver 12C1 si una revisión no corregida causa perjuicio).

F.- Explicación de voces

1.Durante la subasta y antes del paso final, cualquier jugador puede exigir una explicación de la subasta anterior de los oponentes, pero sólo cuando a él le corresponde dar voz. Tiene derecho a la información sobre las voces dadas, sobre otras voces relacionadas y posibles pero no dadas, y sobre inferencias importantes de la acción elegida si son producto de acuerdos entre los compañeros.

•Excepto bajo instrucciones del Árbitro, las preguntas las debería contestar el compañero del jugador que dio la voz en cuestión. El compañero del jugador que pide aclaraciones no puede hacer preguntas adicionales hasta que sea su turno de subastar o jugar. Se puede aplicar el Artículo 16 y la Autoridad Reguladora puede determinar normas para las explicaciones escritas.

2.Después del paso final y durante el periodo de carteo, cualquier defensor en su turno de juego puede pedir la explicación de la subasta de los oponentes. En su turno de juego, desde su mano o desde el muerto, el declarante puede pedir la explicación sobre la voz del defensor o los acuerdos sobre el carteo/defensa.

a.Las explicaciones se deberían dar de la misma manera que en el punto 1 (arriba) y por el compañero del jugador cuya acción se está explicando.

3En los puntos 1 y 2 anteriores un jugador puede preguntar acerca de una sola voz, pero se puede aplicar el Art. 16B1.

4Si posteriormente un jugador se da cuenta de que su explicación fue errónea o incompleta, debe llamar al Árbitro inmediatamente. El Árbitro aplicará Artículo 21B o 40B4.

5(a) El compañero del jugador que dio una explicación errónea no debe corregir el error durante la subasta. Tampoco debe avisar de ninguna manera que se haya cometido un error. (Aquí la “Explicación errónea” incluye omitir alertar o aclarar cuando las normas lo exigen, o una alerta o una aclaración efectuados cuando los normas no lo exigen)

(b) En su primera oportunidad legal, -que para un defensor es al final del carteo y para el declarante o muerto es después del paso final de la subasta-, el jugador tiene que llamar al Árbitro e informar a los oponentes de que, en su opinión, su compañero había dado una explicación errónea (ver Artículo 75)

6Si el Árbitro considera que un jugador ha basado una acción en la información errónea dada por un oponente, ver lo que procede según los Artículos 21 o 47E.

G.- Procedimiento incorrecto

1.Es incorrecto preguntar únicamente para beneficiar al compañero.

2.Salvo que lo permita la Autoridad Reguladora, un jugador no debe consultar su hoja de sistema ni sus notas durante los periodos de subasta y carteo, pero ver Artículo 40B2 (b).


Artículo 21.- Voz basada en información errónea


A.- Voz basada en una interpretación equivocada del que da la voz: No habrá rectificaciones ni compensaciones para el jugador que actúa basándose en su propio malentendido.

B.- Voz basada en una información errónea del oponente

1Hasta el final del periodo de subasta un jugador puede cambiar una voz dada en base a una información errónea del oponente, sin ninguna rectificación para su bando, siempre que su compañero no haya subastado a continuación y el Árbitro opine que la decisión de dar esta voz puede haber sido afectada por una información errónea, que el jugador obtuvo de un oponente (ver Artículo 17E).

oUna omisión de alertar inmediatamente cuando la alerta es exigida por la Autoridad Reguladora se considera una información errónea. (Ver nota AEB abajo).

oEl Árbitro supondrá una información errónea sobre una voz errónea si no hay pruebas de lo contrario.

2Si un jugador cambia la voz por una información errónea (como en el punto 1, arriba), su OI puede, en su turno, cambiar cualquier voz que haya dado (después de la voz que se quiere cambiar). No habrá rectificación ninguna excepto si al final de la mano el Árbitro considera que la voz retirada había transmitido una información que perjudica el bando inocente. En este caso se aplica el Artículo 16D.

3Si es demasiado tarde para cambiar la voz y el Árbitro considera que el bando culpable ha obtenido beneficio de la irregularidad, otorgará una puntuación ajustada.


Artículo 22.- Final de la subasta y del periodo de subasta


A.- Final de la subasta: La subasta termina cuando:

1.Los cuatro jugadores pasan (pero ver Artículo 25). Las manos se devuelven al estuche sin jugarlas. No se volverá a repartir.

2.Uno o más jugadores han declarado y hay tres pasos consecutivos, en rotación, después de la última declaración. La última declaración se convierte en contrato, (pero ver Art. 19D).

B.- Final del periodo de subasta

1.El periodo de subasta termina cuando, a continuación del final de la subasta definido en A2, cualquier defensor descubre la salida inicial. (Si la salida es fuera de turno ver Artículo 54). El intervalo entre el final de la subasta y el final del periodo de subasta se denomina El Periodo de Aclaración.

2.Si ningún jugador declara (ver A1) el periodo de subasta termina cuando las cuatro manos se han devuelto al estuche.


Artículo 23.- Conciencia sobre un perjuicio potencial


Si en cualquier momento el Árbitro considera que un jugador culpable podía haber sabido, en el momento de cometer su irregularidad, que ésta podría perjudicar al bando inocente, ordenará que continúen la subasta y el carteo (si aun no han terminado). Si cuando el juego ha terminado el Árbitro considera que el bando culpable ha obtenido beneficio a través de la irregularidad, como, por ejemplo, con el paso obligado del compañero, ajustará la puntuación.


Artículo 24.- Carta expuesta o salida antes del periodo del carteo


Si el Árbitro descubre que durante el periodo de subasta, por error del jugador, una o más cartas de su mano estuvieron en posición tal que su compañero podría ver las caras de estas cartas, el Árbitro ordenará que cada una de ellas se exponga sobre la mesa, boca arriba hasta el final del periodo de subasta. La información obtenida de estas cartas es autorizada para el bando inocente, pero no autorizada para el bando culpable. Si el infractor acaba siendo declarante o muerto las cartas se recogen y se devuelven a su mano. Si el infractor se convierte en defensor cada una de estas cartas se convierte en carta penalizada (ver Artículo 50). Entonces:

A.- Carta pequeña que no sea salida prematura: Si es una carta de rango inferior a un honor y no ha sido una salida prematura no hay más rectificaciones.

B.- Una sola carta con rango de honor o una carta que ha sido salida prematura: Si es una sola carta con rango de honor o cualquier carta salida prematuramente, el compañero del infractor debe pasar en su próximo turno de subasta (ver Artículo 23 si el paso perjudica el bando inocente).

C.- Dos o más cartas expuestas: Si hay dos o más cartas expuestas, el compañero del infractor debe pasar en su próximo turno de subasta (ver Artículo 23 si el paso perjudica el bando inocente).


Artículo 25.- Cambios legales e ilegales de voz


A.- Corrección de voz involuntaria

1.Hasta que su compañero de voz, un jugador puede sustituir su voz no intencionada por la intencionada, pero sólo si lo hace, o lo intenta hacer, sin pausa para pensar. La segunda voz (intencionada) permanece y está sujeta al Artículo correspondiente.

2.No se puede cambiar la voz si el compañero ha dado una voz posterior.

3.Si la subasta termina antes de que llegue el turno del compañero, no se puede sustituir una voz después del final del periodo de subasta (ver Artículo 22).

4.Si se permite la sustitución, el OI puede retirar cualquier voz que dio sobre la no intencionada. La información obtenida de su voz retirada es autorizada sólo para su bando. No hay más rectificaciones.

B.- Corrección de voz intencionada

1.Una voz sustituida, no permitida en A puede ser aceptada por el OI del infractor. (Está aceptada si OI subasta intencionadamente a continuación.) La primera voz se retira, se queda la segunda y la subasta continúa.

2.Excepto el caso del punto 1, la sustitución no permitida en A se anula. La voz original se queda y la subasta continúa.

3.Se aplica Artículo 16D a las voces retiradas y anuladas.


Artículo 26.- Voz retirada. Restricciones a la salida


Si la voz de un infractor se retira y él escoge una voz diferente, (entendiendo que una voz repetida con un significado diferente se considera una voz diferente), para este turno, si acaba siendo defensor, entonces:

A.- Voz relacionada con un palo específico: Si la voz retirada está relacionada con un palo identificado (o varios pero todos especificados), y

1.Si cada uno de estos palos fue indicado en la subasta legal por el mismo jugador no hay restricciones en la salida, pero ver Artículo 16D.

2.Si cualquier palo identificado en la voz retirada, no fue indicado en la subasta legal por el mismo jugador, entonces en el primer turno de salida del compañero del infractor (que puede ser la salida inicial), el declarante puede:

(a)Exigir que el compañero del infractor salga a ese palo (si hay más de un palo el declarante escoge uno); o

(b)Prohibir que el compañero del infractor salga a ese (solamente uno) palo. Esta prohibición continúa mientras el compañero del infractor retiene la salida.

B.- Otras voces retiradas: En caso de otras voces retiradas, el declarante puede prohibir que el compañero del infractor salga de un palo cualquiera, en su primer turno de salida, incluyendo la salida inicial. Esta prohibición continúa mientras el compañero del infractor retiene la salida.


Artículo 27.- Declaración insuficiente


A.- Declaración insuficiente aceptada

1.Cualquier declaración insuficiente puede ser aceptada (tratada como legal) por el OI del infractor. Está aceptada si este jugador da voz.

2.Si un jugador hace una declaración insuficiente fuera de turno se aplica el Art. 31.

B.- Declaración insuficiente no aceptada: Si una declaración insuficiente en turno no se acepta, (ver A) debe ser corregida y sustituida por una voz legal, pero ver punto 3 a continuación. Entonces:

1.(a) Si la declaración insuficiente se corrige por la más baja declaración suficiente en la misma denominación, y el director opina que indudablemente ninguna de las dos declaraciones es artificial, la subasta continúa sin rectificación. El Artículo 16D no se aplica pero ver el punto D a continuación.

(b) Si, excepto tal y como lo prevé el punto (a) anterior, la declaración insuficiente se corrige por una voz legal, y el Árbitro opina que esta voz tiene el mismo significado, o un significado más preciso, que la declaración insuficiente (estando el significado de la segunda voz totalmente incluido dentro de los posibles significados de la declaración insuficiente) la subasta continúa sin rectificación, pero ver el punto D a continuación. (Significado de (la información disponible de) la voz es el conocimiento de lo que promete y de lo que excluye)

2.Excepto tal y como lo prevé el punto B1 anterior, si la declaración insuficiente se corrige por una declaración suficiente o por paso, el compañero del infractor debe pasar durante el resto de la subasta. Se pueden aplicar las restricciones de salida del Artículo 26, y ver el Artículo 23.

3.Excepto tal y como lo prevé el punto B1(b) anterior, si el infractor intenta cambiar la declaración insuficiente por un doblo o redoblo, la segunda voz se cancela. El infractor debe corregir las voces conforme a lo anteriormente dicho y su compañero debe pasar durante el resto de la subasta. Se pueden aplicar las restricciones de salida del Artículo 26, y ver el Artículo 23.

4.Si el infractor intenta cambiar la declaración insuficiente por otra declaración insuficiente, el Árbitro actúa igual que en el punto 3, si el OI del infractor no acepta la nueva declaración insuficiente, tal y como lo permite el punto A.

C.- Sustitución prematura: Si el infractor sustituye su voz insuficiente antes de que el Árbitro haya aplicado la rectificación, salvo si la declaración insuficiente ha sido aceptada como lo permite el punto A, se mantiene su segunda voz. El Árbitro aplica una de las secciones anteriormente descritas según esta segunda voz.

D.- El bando inocente se siente perjudicado: Si aplicando B1, al final del juego el Árbitro considera que sin ayuda de la infracción el resultado de la mano podía haber sido diferente, y como consecuencia de ello el bando inocente resulta perjudicado (ver el Artículo 12B1), ajustará la puntuación. Ajustando la puntuación el Árbitro intentará acercarse lo máximo posible al resultado de la mano que probablemente se hubiera obtenido sin la declaración insuficiente.


Artículo 28.- Voces consideradas en turno


A.- El OD está obligado a pasar: Se considera que una voz se dio en turno correcto aunque fue dada en el turno del OD, si éste estaba obligado a pasar.

B.- Voz del jugador que tiene el turno, cancelando la voz fuera de turno: Si el jugador que tenía el turno da voz antes de que se aplique una rectificación por la voz fuera de turno de un oponente, esta segunda voz se considera en turno. Subastando de esta forma se pierde el derecho a una rectificación por la voz fuera de turno de un oponente. La subasta continúa como si el oponente no hubiera subastado en ese turno, pero se aplica el Artículo 16D2.


Artículo 29.- Procedimiento tras una voz fuera de turno


A.- Pérdida de derecho a una rectificación: A continuación de una voz fuera de turno el OI del infractor puede dar voz, perdiendo de esta forma el derecho a una rectificación.

B.- Voz fuera de turno anulada: Excepto que se haya aplicado el apartado A, una voz fuera de turno se anula y la subasta vuelve al jugador que tenía el turno. El infractor puede dar cualquier voz cuando le llegue su turno pero su bando puede estar sujeto a las rectificaciones de los Artículos 30, 31 o 32.

C.- Caso de ser artificial la voz fuera de turno: Si la voz fuera de turno es artificial, las especificaciones de los Artículos 30, 31 y 32 se aplican a los palos indicados, no necesariamente nombrados.


Artículo 30 – Paso fuera de turno


Si un jugador pasa fuera de turno y la voz se anula porque no se ejerció la opción del Artículo 29A, se aplica lo siguiente (si el paso es artificial ver C):

A.- Antes de que cualquier jugador haya declarado: Si un jugador pasa fuera de turno, antes de que cualquier jugador haya declarado, el infractor debe pasar en su próximo turno de subasta y se puede aplicar el Artículo 23.

B.- Después de que algún jugador haya declarado

1.Si el paso fuera de turno se da en el turno del OD del infractor, después de que algún jugador haya declarado, el infractor debe pasar en su próximo turno.

2.(a) Si después de que algún jugador haya declarado, un jugador pasa fuera de turno, en el turno del compañero, el infractor debe pasar durante el resto de subasta, y se puede aplicar el Artículo 23.

(b) El compañero del infractor puede pasar o dar cualquier declaración suficiente pero no puede doblar o redoblar en ese turno y se puede aplicar el Artículo 23.

3.El paso fuera de turno, en el turno del OI, después de que algún jugador haya declarado, se trata como el cambio de voz. Se aplica el Artículo 25.

C.- Caso de ser artificial el paso: Si el paso fuera de turno es artificial o es paso sobre una voz artificial, se aplica el Artículo 31, y no 30.


Artículo 31.- Declaración fuera de turno


Si un jugador declara fura de turno, da la voz de paso con un significado artificial o pasa ante una voz artificial del compañero (ver Artículo 30C), y la voz se anula porque no se ejerce la opción del Artículo 29A, se aplica lo siguiente:

A..- En el turno del OD: Si el infractor de voz en el turno del OD:

1.Si OD pasa, el infractor debe repetir la voz fuera de turno, y si es una voz legal no hay rectificación.

2.Si OD hace una declaración legal, -(Una voz ilegal del OD se rectifica de manera habitual)-, dobla o redobla, el infractor puede dar cualquier voz legal; si esta voz.

a.repite la denominación de su declaración fuera de turno, el compañero del infractor debe pasar en su próximo turno (ver Artículo 23).

b.no repite la denominación de su declaración fuera de turno, o si la voz fuera de turno era un paso artificial o un paso sobre una voz artificial del compañero, se pueden aplicar las restricciones de la salida del Artículo 26, y el compañero del infractor debe pasar durante el resto de subasta (ver Artículo 23).

B.- En el turno del compañero o del OI: Si el infractor declara en el turno del compañero o del OI, si el infractor no había subastado anteriormente*, el compañero del infractor debe pasar durante el resto de la subasta (ver Artículo 23 cuando el paso perjudica el bando inocente). Se pueden aplicar las restricciones de la salida del Artículo 26. (*Voces posteriores en el turno del OI se tratan como cambios de voz, y se aplica el Artículo 25).


Artículo 32.- Doblo o redoblo fuera de turno


Un doblo o redoblo inadmisible nunca pueden ser aceptados (sin embargo, si el OI del infractor da una voz, ver artículo 36). Si no es inadmisible, un doblo o redoblo fuera de turno se puede aceptar por parte del OI del infractor (ver Artículo 29A). Si la voz fuera de turno no se acepta, se anula, se pueden aplicar las restricciones de salida del Artículo 26B y:

A.- Doblo o redoblo en el turno del compañero: Si el doblo o redoblo fuera de turno se hizo en el turno del compañero, ese compañero debe pasar durante el resto de la subasta (ver Artículo 23 si el paso perjudica el bando inocente).

B.- Doblo o redoblo en el turno del OD: Si el doblo o redoblo de hace en el turno del OD, entonces:

1.Si el OD del infractor pasa, el infractor debe repetir su doblo o redoblo fuera de turno y no hay rectificación salvo que el doblo o redoblo sea inadmisible, cuando se aplicaría el Artículo 36.

2.Si el OD del infractor declara, dobla o redobla, el infractor puede dar cualquier voz legal en su turno pero su compañero debe pasar durante el resto de la subasta. Ver Artículo 23 si el paso perjudica el bando inocente.


Artículo 33.- Voces simultáneas


Una voz dada simultáneamente con la del jugador que tiene el turno se considera posterior a esa.


Artículo 34.- Persistencia del derecho de dar voz


Si después de una voz hubo tres pasos consecutivos, donde uno o más se dieron fuera de turno, se aplica el Artículo 17E2.


Artículo 35.- Voces inadmisibles


Las siguientes voces son inadmisibles:

1.Un doblo o redoblo no permitido por el Artículo 19. Se aplica el Artículo 36.

2.Una declaración, doblo o redoblo hecho por el jugador obligado a pasar. Se aplica el Artículo 37.

3.Una declaración por encima de nivel de siete. Se aplica el Artículo 38.

4.Una voz después del paso final de la subasta. Se aplica el Artículo 39.


Artículo 36.- Doblo y redoblo inadmisibles


A.- El OI del infractor da voz antes de que se aplique la rectificación: Si el OI del infractor da una voz antes de que se aplique la rectificación por un doblo o redoblo inadmisible, esta voz inadmisible y todas las posteriores se anulan. La subasta vuelve al jugador que tenía el turno y sigue como si no existiera ninguna irregularidad. Las restricciones de la salida del Artículo 26 no se aplican.

B.- El OI del infractor no da voz antes de que se aplique la rectificación: Si el apartado A no es aplicable:

1.Cualquier doblo o redoblo no permitido por el Artículo 19 se anula.

2.El infractor debe cambiar el doblo/redoblo inadmisible por una voz legal, la subasta continúa y el compañero del infractor debe pasar durante el resto de la subasta.

3.Se pueden aplicar el Artículo 23 y las restricciones de la salida del Artículo 26.

4.Si la voz se dio fuera de turno la subasta vuelve al jugador que tenía el turno. El infractor puede dar cualquier voz legal en su turno y su compañero debe pasar durante el resto de la subasta. Se pueden aplicar el Artículo 23 y las restricciones de la salida del Artículo 26.


Artículo 37.- Acción que incumple la obligación de pasar


A.- El OI del infractor da voz antes de que aplique una rectificación: Si la voz inadmisible fue una declaración, doblo o redoblo del jugador que estaba obligado a pasar (pero no doblos y redoblos diferentes a los permitidos por el Artículo 19A1 o 19B1) y su OI da voz antes de que el Árbitro aplique la rectificación, esta voz y todas las posteriores son válidas. Si el infractor estaba obligado a pasar durante el resto de la subasta esta obligación sigue en pie. Las restricciones de la salida del Artículo 26 no se aplican.

B.- El OI del infractor no da voz antes de que se aplique la rectificación: Si el apartado A no se ha aplicado:

•Se anula cualquier declaración doblo o redoblo, hecho por el jugador que estaba obligado a pasar.

•La voz cancelada se sustituye por paso. La subasta continúa y los dos miembros del bando infractor deben pasar durante el resto de la subasta. Se pueden aplicar el Artículo 23 y las restricciones de la salida del Artículo 26.


Artículo 38.- Declaración por encima del nivel de siete


A.- El juego no está permitido: Nunca se permite el juego de un contrato por encima del nivel de siete.

B.- Declaración y voces posteriores anuladas: La declaración por encima del nivel de siete se anula, junto con cualquier voz posterior.

C.- El bando infractor debe pasar: La declaración por encima del nivel de siete debe ser sustituida por el paso. La subasta continúa excepto si ha terminado. Los dos miembros del bando infractor deben pasar durante el resto de la subasta.

D.- La posibilidad de no recurrir a los Artículos 23 y 26: Se pueden aplicar los Artículos 23 y las restricciones de las salidas del Artículo 26, salvo si el OI del infractor ha dado voz a continuación de la infracción y antes de que se haya aplicado una rectificación. En este caso no se aplican los Artículos 23 y 26.


Artículo 39.- Voz después del paso final


A.- Voces anuladas: Todas las voces después del paso final de la subasta se anulan.

B.- El paso del defensor o cualquier voz del bando declarante. No hay más rectificaciones si el OI del infractor da voz antes de que se aplique la rectificación, o si es el paso de un defensor, o tras cualquier voz del futuro declarante o muerto.

C.- Otras acciones del defensor. Si el OI del infractor no ha dado voz después de la infracción y la infracción es una declaración, doblo o redoblo hecho por un defensor, se pueden aplicar las restricciones sobre la salida del Artículo 26.


Artículo 40.- Los entendimientos entre los compañeros


A.- Los acuerdos generales de los jugadores

1.(a) Los entendimientos entre los compañeros referentes a los métodos adoptados por la pareja, pueden ser pactados explícitamente a través del dialogo o implícitamente a través de la experiencia de la pareja.

(b) Cada pareja tiene el deber de poner a disposición de los oponentes sus entendimientos, antes de empezar a jugar contra ellos. La Autoridad Reguladora especificará de qué manera hay que hacerlo. (Nota AEB: Las instrucciones para cumplimentar adecuadamente las Hojas de Convenciones se recogen en la Parte 4 del Reglamento sobre la Práctica del Juego, donde también se instruye sobre las Voces que exijan una Espacial Defensa)

2.La información transmitida al compañero a través de estos entendimientos, se debe basar en voces, jugadas y condiciones de la partida en curso. Los jugadores tienen derecho a tener en cuenta la subasta legal y, con sujeción a las exclusiones de este Reglamento, las cartas que han visto. También pueden utilizar la información que este Reglamento especifica como autorizada. (Ver Artículo 73C.)

3.Un jugador puede dar cualquier voz o hacer cualquier jugada, sin aviso previo, con tal que esta voz o jugada no esté basada en un acuerdo encubierto (ver Artículo 40C1).

B.- Los entendimientos especiales entre los compañeros

1.(a) A su discreción, la Autoridad Reguladora puede definir algunos acuerdos entre los compañeros como “especiales”. Un entendimiento especial entre los compañeros es uno cuyo significado, según el criterio de la Autoridad Reguladora, puede no ser entendido por una parte importante de los participantes del torneo.

(b) Sea implícito o explicito, un acuerdo entre los compañeros es un entendimiento de la pareja. Una convención se incluye, excepto si la Autoridad Reguladora lo decide de otra forma, entre los acuerdos y tratos que forman los entendimientos especiales de la pareja, igual que cualquier voz con un significado artificial.

2.(a) La Autoridad Reguladora tiene el poder absoluto de permitir, prohibir o permitir con condiciones, cualquier entendimiento especial entre los compañeros. Puede ordenar el uso de una hoja de sistema con o sin hojas suplementarias, que refleje los acuerdos entre los compañeros y puede regularizar su utilización. La Autoridad Reguladora puede especificar los procedimientos de alerta o/y otras formas para describir los métodos entre los compañeros. Puede modificar la restricción general de que el significado de una voz o jugada no cambiará en función del miembro de la pareja que la efectúe (esta norma no debe limitar el estilo ni criterio, sólo el método). .

(b) Si la Autoridad Reguladora no lo ordena de otra forma, un jugador no puede consultar su hoja de sistema después del inicio del periodo de subasta hasta el final del carteo, excepto el bando declarante (solamente) que puede consultar su hoja de sistema durante el periodo de clarificación.

(c) Si la Autoridad Reguladora no lo ordena de otra forma un jugador puede consultar la hoja de sistema de su oponente: (i) antes de que empiece la subasta; (ii) durante el periodo de clarificación; (iii) durante la subasta y carteo pero sólo en su turno de subastar o jugar.

(d) La Autoridad Reguladora puede limitar el uso de los psíquicos en las voces artificiales.

3.La Autoridad Reguladora puede prohibir un acuerdo de la pareja de cambiar sus entendimientos durante la subasta o carteo, después de una pregunta, respuesta a una pregunta o después de una irregularidad.

4.Si la falta de descripción sobre el significado de una voz o jugada, tal y como lo exige este Reglamento, causa perjuicio a un bando, este bando tiene derecho a una rectificación obteniendo una puntuación ajustada.

5.Si un bando se ve perjudicado porque su oponente ha utilizado un entendimiento especial entre los compañeros, que no cumple la normativa de las regulaciones del torneo, se otorgará una puntuación ajustada. El bando que incumple estas regulaciones puede estar sujeto a una penalidad por procedimiento.

6.(a) Cuando a la pregunta del oponente, un jugador explica el significado de una voz o jugada de su compañero (ver Artículo 20) dicho jugador revelará toda la información obtenida como consecuencia de los acuerdos de la pareja o de la experiencia de la pareja. Pero no está obligado a explicar las inferencias obtenidas a través de su conocimiento y experiencia sobre la materia generalmente conocida por los jugadores de bridge.

(b) El Árbitro ajustará la puntuación si la falta de información en la explicación es fundamental para escoger la acción correcta y, como consecuencia, el oponente resulta perjudicado.

C.- Desviaciones del sistema y acciones psíquicas

1.Un jugador puede no seguir los entendimientos anunciados siempre y cuando su compañero no tenga más motivos que los oponentes, para darse cuenta de esta posibilidad. Las desviaciones repetidas llevan a entendimientos implícitos, que entonces forman parte de los métodos de la pareja y deben ser descritos conforme a la normativa sobre las explicaciones del sistema. Si el Árbitro considera que existe información encubierta que perjudicó a los oponentes, ajustará la puntuación y puede aplicar una penalidad por procedimiento.

2.Excepto en el caso descrito arriba un jugador no tiene ninguna obligación de explicar a los oponentes que ha dejado de seguir los entendimientos anunciados.

3.(a) Salvo si lo permite la Autoridad Reguladora, durante el periodo de subasta y carteo, un jugador no tiene derecho a la ayuda para su memoria, cálculos o técnica.

(b) Las violaciones repetidas de la obligación de describir los entendimientos de la pareja se pueden penalizar.


Artículo 41.- Inicio de carteo


A.- Salida inicial con la cara tapada: Después de que una declaración, doblo o redoblo haya sido seguido de tres pasos en turno, el defensor de la izquierda del presunto declarante efectúa la salida inicial con la carta tapada. La salida con la carta tapada puede ser retirada sólo según la instrucción del Árbitro después de una irregularidad (ver Artículo 47E2); la carta retirada debe ser devuelta a la mano del defensor. (Nota

B.- Revisión de la subasta y preguntas:

1.Antes de que se descubra la salida inicial, el compañero del defensor que sale y el supuesto declarante (pero no el presunto muerto) pueden solicitar una revisión de la subasta, o pedir la explicación de una voz del oponente (ver Artículos 20F2 y 20F3).

2.El declarante o cualquier defensor pueden, en su primer turno de jugar una carta, solicitar la revisión de la subasta. Este derecho expira cuando el jugador juega la carta. (El primer turno de juego del declarante es del muerto, excepto si se acepta una salida inicial fuera de turno)

3.Los defensores (sujetos al Artículo 16) y el declarante retienen el derecho a la petición de las explicaciones durante el periodo de carteo, cada uno en su turno de jugar. (El declarante puede pedirlo en el turno de juego del muerto o de su mano).

C.- Exposición de la salida inicial: A continuación de este Periodo de Clarificación se descubre la salida inicial. Comienza irrevocablemente el periodo de carteo. El muerto extiende sus cartas (pero ver Artículo 54A para la salida inicial fuera de turno). Después de que sea demasiado tarde para una revisión de subasta (ver B), el declarante o cualquier defensor, en su turno de juego, tienen el derecho a de ser informados sobre cuál es el contrato y si ha sido doblado o redoblado, pero no por quién.

D.- La mano del muerto: Después de que se haya descubierto la salida inicial, el muerto extiende su mano delante de él, encima de la mesa de la siguiente manera: las cartas cara arriba, agrupadas por palos, ordenadas según el rango, con las cartas más pequeñas hacia el declarante y en columnas orientadas hacia el declarante. Los triunfos se sitúan a la derecha del muerto. El declarante juega de su mano y de la del muerto.


Artículo 42.- Derechos del muerto


A.- Derechos absolutos

1.El muerto tiene derecho a dar información en presencia del Árbitro.

2.Puede llevar la cuenta de las bazas ganadas y perdidas.

3.Juega las cartas del muerto como el delegado del declarante de la manera que se le indique (ver Artículo 45F si el muerto sugiere una jugada).

B.-Derechos condicionados: El muerto tiene otros derechos, sujetos a las limitaciones del Artículo 43. El muerto:

1.Puede preguntar al declarante (pero no a un defensor) cuando no asiste en un palo, si tiene cartas de ese palo.

2.Puede intentar prevenir cualquier irregularidad del declarante.

3.Puede llamar la atención sobre cualquier irregularidad, pero sólo cuando el carteo de la mano ha terminado.


Artículo 43.- Limitaciones del muerto


A.- Limitaciones del muerto: Excepto tal y como lo permite el Artículo 42:

1.(a) Salvo si otro jugador ha llamado la atención sobre una irregularidad, el muerto no debería llamar al Árbitro durante el carteo.

(b) El muerto no puede llamar la atención sobre una irregularidad durante el carteo.

(c) El muerto no debe participar en el carteo, ni puede comunicarle algo relacionado con el carteo al declarante.

2.(a) El muerto no puede intercambiar las cartas con el declarante.

(b) El muerto no puede abandonar su sitio para mirar el carteo del declarante.

(c) El muerto no puede, a iniciativa propia, mirar la cara de una carta de ninguno de los defensores.

B.- Penalizaciones por incumplimiento de las limitaciones

1.El muerto está sujeto a la penalidad según el Artículo 90 por cualquier incumplimiento de las limitaciones especificadas en A1 y A2.

2.Si el muerto, después de haber violado sus limitaciones especificadas en A2:

(a) advierte al declarante de no salir de la mano equivocada, cualquier defensor puede elegir la mano de la que va salir el declarante.

(b) es el primero en preguntar al declarante si la carta jugada de la mano del declarante constituye un renuncio, el declarante debe jugar la carta correcta si la jugada ha sido ilegal, y se aplica el Artículo 64 como si el renuncio estuviera establecido.

3.Si el muerto, después de haber violado sus limitaciones especificadas en A2, es el primero en llamar la atención sobre una irregularidad de un defensor, no hay rectificación. El carteo continúa como si la irregularidad no hubiera existido. Al final del carteo ver Artículo 12B1.


Artículo 44.- Secuencia y procedimiento del carteo


A.- La salida para iniciar una baza: El jugador que sale para iniciar una baza puede jugar cualquier carta de su mano (salvo si está sujeto a una restricción después de una irregularidad efectuada por su bando).

B.- Siguientes jugadas para la baza: Después de la salida, cada jugador en su turno juega una carta, y las cuatro cartas jugadas de esta manera forman una baza. (Para el procedimiento de cómo jugar las cartas y colocar las bazas ver Artículos 45 y 65 respectivamente.)

C.- Obligación de servir el palo: En cada baza los jugadores asistirán al palo, siempre que les sea posible. Esta obligación tiene prioridad ante todas las demás de este Reglamento.

D.- Imposibilidad de servir el palo: Si no puede servir el palo, un jugador puede jugar cualquier carta (salvo si está sujeto a una restricción después de una irregularidad efectuada por su bando).

E.- Las bazas que contienen triunfos: Una baza que contiene triunfo la gana el jugador que ha asistido con el triunfo más alto.

F.- Las bazas que no contienen triunfos: Una baza que no contiene triunfos será ganada está ganada por el jugador que ha asistido con la carta más alta del palo de salida.

G.- Las salidas después de la primera baza: Para la baza siguiente se sale de la mano que ha ganado la última baza.


Artículo 45.- Carta jugada


A.- Jugar la carta de una mano: Cada jugador, excepto el muerto, juega una carta separándola de su mano y colocándola boca arriba sobre la mesa, delante de él.

(Si la Autoridad Reguladora no lo especifica de otra forma, la salida inicial se efectúa con la carta tapada.

B.- Jugar la carta del muerto: El declarante juega una carta del muerto nombrándola. A continuación el muerto la coge y la coloca boca arriba sobre la mesa. Si fuera necesario el declarante puede coger por sí mismo la carta a jugar.

C.- Jugar obligatoriamente una carta:

1.Una carta del defensor, sostenida de manera que su compañero pueda llegar a ver la cara de la misma, debe ser jugada en la baza en curso (si el defensor había jugado previamente una carta legal en la baza en curso, ver Artículo 45E).

2.El declarante debe jugar una carta de su mano si es

(a) cogida cara arriba, tocando o casi tocando la mesa; o

(b) sostenida en la posición que indica que ha sido jugada.

3.Una carta del muerto debe ser jugada si ha sido tocada deliberadamente por el declarante excepto si la ha tocado para colocar las cartas del muerto o para coger una carta encima o debajo de la carta o de las cartas tocadas.

4.(a) Debe ser jugada la carta que el participante nombre o de otra forma la indica como carta que se propone jugar.

(b) Hasta que el compañero haya jugado una carta, un jugador puede cambiar una designación involuntaria si lo hace sin pausa para pensar. Si un oponente, en su turno, ha jugado una carta legal antes del cambio de la denominación, este oponente puede retirar su carta, devolverla a su mano y jugar otra (ver Artículos 47D y 16D1).

5.Puede llegar a ser obligatorio jugar una carta penalizada, mayor o menor (ver Art. 50).

D.- Carta jugada erróneamente por el muerto: Si el muerto coloca una carta en posición de jugarla, y esta carta no fue indicada por el declarante, debe ser retirada si se llama la atención sobre ello antes de que cada bando juegue en la baza siguiente. El defensor puede retirar y devolver a su mano la carta que jugó después del error pero antes de que se llame la atención sobre ello. Si el OD del declarante cambia la carta, el declarante puede retirar la carta que había jugado a continuación en esta baza. (Ver Artículo 16D.)

E.- La quinta carta jugada en una baza

1.Jugada por un defensor, se convierte en carta penalizada. Se aplica el Artículo 50 excepto si el Árbitro considera que se trata de una salida. En este caso se aplica el Art 53 o 56.

2.Jugada por el declarante, de su mano o del muerto, se devuelve a la mano sin rectificación, excepto si el Árbitro considera que se trata de una salida, en cuyo caso se aplica el Artículo 55

F.- El muerto indica la carta: Después de extender su mano el muerto no debe tocar ni indicar ninguna de sus cartas (excepto para ordenarlas) sin instrucción del declarante. Si lo hace se debería llamar inmediatamente al Árbitro e informarle sobre lo ocurrido. El carteo continúa. Al final del carteo el árbitro otorgará una puntuación ajustada si considera que el muerto sugirió una jugada al declarante y que ésta perjudicó a los defensores.

G.- Tapar la carta jugada: Los jugadores no deberían tapar su carta hasta que los cuatro hayan jugado en esta baza.


Artículo 46.- Designación incompleta o errónea de la carta del muerto


A.- Forma correcta de indicar la carta del muerto: Al designar la carta que desea jugar del muerto el declarante debería indicar claramente tanto el rango como el palo de esa carta.

B.- Designación incompleta o errónea: En caso de que el declarante haga una designación incompleta o errónea de la carta del muerto, se aplican las siguientes restricciones (excepto cuando es evidente una intención diferente del declarante):

1.(a) Si al jugar una carta del muerto el declarante indica “alta”, u otra expresión con este significado, se considera que ha indicado la carta más alta.

(b) Si indica que “gane” la baza, se considera que ha designado la más pequeña que se sabe que va a ganar la baza.

(c) Si indica “pequeña”, u otra expresión con este significado, se considera que ha indicado la carta más pequeña.

2.Si el declarante indica el palo pero no el rango se considera que ha indicado la carta más pequeña del palo escogido.

3.Si el declarante designa el rango pero no el palo

(a) Saliendo del muerto, se considera que sigue con el palo con el que ganó la baza en el muerto, suponiendo que allí está la carta del rango indicado en ese palo.

(b) En todos los demás casos el declarante debe jugar la carta del rango indicado si es una jugada legal. Si dos o más cartas de este rango pueden ser jugadas legalmente, el declarante debe especificar una de ellas.

4.Si el declarante indica una carta que no está en el muerto, la designación no es valida y el declarante puede indicar cualquier carta legal.

5.Si el declarante indica una jugada sin especificar ni el rango ni el palo (por ejemplo diciendo “la que quieras”, u otra expresión con este significado) cualquier defensor puede indicar la carta a jugar del muerto.


Artículo 47.- Retirar la carta jugada


A.- En aplicación de una rectificación: Una carta jugada puede ser retirada si así lo requiere la rectificación de una irregularidad (pero la carta retirada de un defensor se puede convertir en una carta penalizada, ver Artículo 49).

B.- Para corregir una jugada ilegal: Una carta jugada se puede retirar para corregir una jugada ilegal (para defensores, excepto lo previsto en este Artículo, ver Artículo 49 sobre carta penalizada). Para las jugadas simultáneas ver Artículo 58.

C.- Para cambiar una designación involuntaria: Una carta jugada puede ser retirada y devuelta a la mano sin ninguna rectificación después de un cambio de designación permitido por el Artículo 45C4(b).

D.- Después del cambio de carta de un oponente: Se puede cambiar la carta jugada sin ninguna rectificación, si el oponente que ha jugado antes cambia su carta. (Se pueden aplicar los Artículos 16D y 62C2.)

E.- Cambio de una jugada basada en una información errónea

1.La salida fuera de turno (o la jugada de la carta) puede ser retirada sin ninguna rectificación si el jugador ha sido informado erróneamente por un oponente que fue su turno de salir o jugar. En este caso la salida o jugada no puede ser aceptada por su OI.

2.(a) Si la jugada de una carta ha sido basada en una explicación errónea de una voz o jugada del oponente, se puede cambiar sin ninguna rectificación si:

•la jugada se efectuó antes de corregir la explicación errónea, y

•no se jugó ninguna carta a continuación en esta baza

La salida inicial no se puede retirar si el muerto ha descubierto cualquier carta.

(b) Si es demasiado tarde para corregir la jugada bajo el punto (a) el Árbitro puede otorgar una puntuación ajustada.

F.- Otras cartas retiradas

1.Una carta puede ser retirada tal y como lo previne el Artículo 53C.

2.Excepto tal y como lo especifica este Artículo, una vez jugada la carta no se puede retirar.


Artículo 48.- Cartas mostradas por el declarante


A.- El declarante muestra una carta: El declarante no está sujeto a las restricciones por exponer una carta (pero ver Artículo 45C2), y ninguna carta de la mano del declarante o muerto puede ser penalizada. Al declarante, no se le puede obligar a jugar una carta caída por accidente.

B.- El declarante extiende sus cartas

1.Si el declarante extiende sus cartas después de la salida inicial fuera de turno se aplica el Artículo 54.

2.Si el declarante descubre sus cartas en cualquier momento que no sea inmediatamente después de la salida inicial fuera de turno, se puede considerar que está reclamando o concediendo bazas (excepto que sea evidente que esa no es su intención), y se aplica el Artículo 68.


Artículo 49.- Cartas mostradas por un defensor


Excepto en el curso normal de carteo o en aplicación del Reglamento (ver por ejemplo el Artículo 47E), si la carta de un defensor está en posición tal que su compañero podría llegar a ver su anverso, o si un defensor nombra una carta de su mano, cada una de ellas se convierte en carta penalizada, Artículo 50. (Pero ver la nota del Artículo 68 cuando la acción del defensor se refiere a la baza en curso, no terminada, y ver el Artículo 68B2 si su compañero no está de acuerdo con la concesión).


Artículo 50.- Normas sobre la carta penalizada


Una carta expuesta prematuramente (pero que no sea la salida, ver Artículo 57) por un defensor es una carta penalizada, salvo otra orden del Árbitro (ver Artículo. 49 y se puede aplicar el Artículo. 23).

A.- La carta penalizada permanece descubierta: Una carta penalizada se queda cara arriba sobre la mesa, delante del jugador a quien pertenece, hasta que se elige una rectificación.

B.- Carta penalizada mayor o menor: Una sola carta de rango inferior a un honor expuesta involuntariamente (jugando dos cartas en un baza, una carta caída accidentalmente) se convierte en la carta penalizada menor.

Cualquier carta con rango de honor, o cualquier carta expuesta intencionadamente durante el carteo (por ejemplo saliendo fuera de turno, o renunciando y luego corrigiendo), se convierte en la carta penalizada mayor.

Si un defensor tiene dos o más cartas penalizadas, todas ellas se convierten en cartas penalizadas mayores.

C.- Normas sobre una carta penalizada menor: Si un jugador tiene una carta penalizada menor, no puede jugar otra carta de ese palo de rango inferior a un honor antes de jugar la carta penalizada. Sí puede jugar una carta que sea un honor. El compañero del infractor no está sujeto a las salidas restringidas, pero la información que obtiene viendo la carta penalizada no es autorizada (ver E a continuación).

D.- Normas sobre la carta penalizada mayor: Si un defensor tiene una carta penalizada mayor, ambos, el infractor y su compañero pueden estar sujetos a una restricción. El infractor siempre que sea su turno de jugar, el compañero siempre sea su turno de salir.

1.(a) Una carta penalizada mayor debe ser jugada en la primera oportunidad legal: saliendo, asistiendo al palo, descartando o fallando. Si el defensor tiene dos o más cartas penalizadas que se pueden jugar legalmente, el declarante escoge la que se tiene que jugar.

(b) La obligación de asistir al palo, o de cumplir con una restricción de salida o jugada, tiene prioridad sobre la obligación de jugar la carta penalizada mayor. Pero la carta penalizada debe permanecer descubierta sobre la mesa y jugada en la siguiente oportunidad legal.

2.Si un defensor tiene el turno de salida mientras su compañero tiene una carta penalizada mayor, no puede salir hasta que el declarante haya escogido una de las siguientes opciones (si el defensor sale prematuramente, está sujeto a la rectificación del Artículo 49). El declarante puede:

(a) Obligar la salida al palo de la carta penalizada, o prohibir la salida de ese palo mientras retiene la baza (para dos o más cartas penalizada ver Artículo 51). Si el declarante escoge cualquiera de estas dos opciones, la carta deja de estar penalizada y se recoge.

(Si el jugador no puede salir tal y como lo requiere el declarante ver Artículo 59.)

(b) No exigir ni prohibir la salida. Entonces el defensor puede salir de cualquier carta. La carta penalizada sigue siendo carta penalizada. Si se escoge esta opción el Artículo 50D se aplica mientras la carta permanece penalizada.

(Si el compañero del que tiene la carta penalizada retiene la salida, y la carta penalizada aún no se ha jugado, entonces todo lo estipulado en el Artículo 50D2 se aplica para la baza siguiente.)

E.- Información obtenida de la carta penalizada

1.El conocimiento de las obligaciones de jugar la carta penalizada es información autorizada para todos los jugadores.

2.Otra información obtenida por ver la carta penalizada no es autorizada para el compañero del que la tiene (pero es autorizada para el declarante).

3.Si el árbitro considera que la información transmitida por la carta expuesta perjudica el bando inocente otorgará una puntuación ajustada.


Artículo 51.- Dos o más cartas penalizadas


A.- El turno del infractor: Si es el turno del defensor que tiene dos o más cartas penalizadas, que pueden ser jugadas legalmente, el declarante decide cuál tiene que jugar.

B.- El turno del compañero del infractor

1.(a) Si un defensor tiene dos o más cartas penalizadas de un palo, y el declarante obliga1 a su compañero a que salga de este palo, las cartas penalizadas de ese palo dejan de serlo y se recogen. El defensor puede jugar cualquier carta legal en esta baza.

(b) Si un defensor tiene dos o más cartas penalizadas en un palo, y el declarante prohíbe1 que su compañero salga de este palo, las cartas penalizadas de este palo dejan de serlo y se recogen. El defensor puede jugar cualquier carta legal en esta baza. La prohibición continúa hasta que el jugador pierda la baza.

2.(a) Si un defensor tiene cartas penalizadas en más de un palo (ver Artículo 50D2(a)) y es el turno de salida de su compañero, el declarante puede obligar al compañero del defensor a que salga de cualquier palo en el que el defensor tiene una carta penalizada (entonces se aplica B1(a) anterior).

(b) Si un defensor tiene cartas penalizadas en más de un palo y es el turno de salida de su compañero, el declarante puede prohibir1 la salida en uno o más de esos palos. En este caso el defensor recoge las cartas penalizadas en cada palo prohibido y hace una jugada legal en esta baza. La prohibición de salida continúa hasta que el jugador pierda la baza.

(Nota 1) Si el jugador no puede salir tal y como lo requiere el declarante ver Artículo 59)


Artículo 52.- Omisión de salir o jugar la carta penalizada


A.- El defensor omite jugar la carta penalizada: Si el defensor omite jugar o salir con la carta penalizada, tal y como lo especifica el Artículo 50 o el Artículo 51, él no puede, a iniciativa propia, retirar ninguna carta que hubiese jugado.

B.- El defensor juega otra carta

1.(a) Si el defensor juega o sale de otra carta, cuando según el Reglamento tenía la obligación de jugar la carta penalizada, el declarante puede aceptar esta jugada o salida.

(b) El declarante debe aceptar esta salida o jugada si después de ella ha jugado de su mano o del muerto.

(c) Si la carta jugada ha sido aceptada según (a) o (b), cualquier carta penalizada que no se ha jugado sigue penalizada.

2.Si el declarante no acepta la carta jugada o salida ilegalmente, el defensor debe sustituirla por la carta penalizada. Toda carta jugada o salida ilegalmente por el defensor se convierte en carta penalizada mayor.


Artículo 53.- Salida fuera de turno aceptada


A.- Salida fuera de turno tratada como correcta: Cualquier salida (boca arriba) fuera de turno puede ser tratada como una salida correcta (pero ver Artículo 47E1). Se convierte en salida correcta si el declarante o cualquier defensor (según el caso) manifiesta que la acepta o si se juega una carta desde la mano cuyo OD ha efectuado la salida irregular (pero ver C). Si no hay una aceptación expresa ni tampoco se juega a continuación, al Árbitro ordenará que se salga de la mano correcta (y ver Artículo 47B).

B.- El defensor juega después de la salida irregular del declarante: Si el defensor situado a la derecha de la mano de la que el declarante hizo la salida fuera de turno, juega después de la salida irregular (pero ver C), la salida es valida y se aplica el Artículo 57.

C.- Salida correcta efectuada después de la salida irregular: Sujeto al Artículo 53A, si el turno le corresponde a un oponente del jugador que salió fuera de turno, este oponente puede efectuar la salida correcta en la baza de la infracción. Su carta no se considera como jugada a continuación de la salida irregular. Esta salida (del jugador que tenía el turno) es valida. Todas las cartas de esta baza, jugadas para seguir la salida fuera de turno, se pueden retirar. Se aplica el Artículo 16D pero no hay más rectificaciones.


Artículo 54.- Salida inicial descubierta y fuera de turno


Cuando se efectúa una salida inicial fuera de turno con la carta destapada, y el compañero del infractor sale con la carta tapada, el Árbitro ordenará que se retire la salida con la carta tapada. Entonces:

A.- El declarante extiende su mano: Después de una salida inicial descubierta, fuera de turno, el declarante puede extender su mano. Él se convierte en muerto. Si el declarante empieza a extender su mano y expone una o más de sus cartas, debe extender toda la mano. El muerto se convierte en declarante.

B.- El declarante acepta la salida: Cuando un defensor destapa la salida inicial fuera de turno el declarante la puede aceptar tal y como lo prevé el Artículo 53. El muerto extiende sus cartas de acuerdo con el Artículo 41.

1.La segunda carta, en esta baza, se juega de la mano del declarante.

2.Si el declarante juega la segunda carta, en esta baza, del muerto esa carta no se puede retirar excepto para corregir un renuncio.

C.- El declarante debe aceptar la salida: Si el declarante podía haber visto cualquier carta del muerto (excepto las que el muerto podría haber expuesto durante la subasta y que están sujetas al Artículo 24), debe aceptar la salida.

D.- El declarante no acepta la salida inicial: El declarante puede exigir que se retire la salida inicial descubierta. La carta retirada se convierte en una carta penalizada mayor y se aplica el Artículo 50D.

E.- La salida inicial del bando equivocado: Si un jugador del bando declarante intenta efectuar la salida inicial se aplica el Artículo 24.


Artículo 55.- Salida fuera de turno del declarante


A.- Salida aceptada: Si el declarante sale fuera de turno de su mano o de la del muerto, cualquier defensor puede aceptarla según el Artículo 53, o exigir que se retire (después de una información errónea ver al Artículo 47E1) Si cada defensor escoge una opción diferente, será valida la del que juega inmediatamente después de la salida fuera de turno.

B.- Salida rechazada: Cuando se requiere que el declarante retire la salida

1.Si el declarante sale de su mano o de la del muerto cuando es el turno de un defensor, y si cualquier defensor exige que se retire esta salida, el declarante retira la carta jugada por error y la devuelve a la mano que pertenece. No hay otras rectificaciones.

2.Si el declarante sale de la mano equivocada en turno de salir de su mano o de la del muerto, y si cualquier defensor exige que se retire esta salida, el declarante retira la carta jugada por error. Debe salir de la mano correcta.

C.- El declarante podría obtener alguna información: Si el declarante adopta una línea de carteo que podía haber sido basada en la información obtenida por la infracción, el Árbitro puede ajustar la puntuación.


Artículo 56.- Salida fuera de turno de un defensor


Ver el Artículo 54D.


Artículo 57.- Salida o jugada prematura


A.- La jugada o salida prematura para la baza siguiente: Si un defensor sale para la baza siguiente antes de que su compañero haya jugada para la baza en curso, o juega fuera de turno antes de que su compañero haya jugado, la carta del infractor se convierte en carta penalizada mayor. El declarante elige una de las siguientes opciones. Puede:

1.Exigir que el compañero del infractor juegue la carta más alta (de las que tiene) del palo de salida, o

2.Exigir que el compañero del infractor juegue la carta más pequeña (de las que tiene) del palo de salida, o

3.Prohibir que el compañero del infractor juegue una carta de otro palo especificado por el declarante.

B.- El compañero del infractor no puede cumplir con la obligación: Si el compañero del infractor no puede cumplir con la rectificación elegida por el declarante puede jugar cualquier carta, tal y como lo previene el Artículo 59.

C.- El declarante o el muerto han jugado

1.Un defensor no está sujeto a una rectificación si juega antes que su compañero si el declarante ha jugado de las dos manos, ni si el muerto ha jugado una carta o ha sugerido ilegalmente que se juegue. No se considera que un semifallo, o una de las cartas consecutivas en rango en el mismo palo del muerto, está jugada hasta que el declarante nombre (o indique, haciendo un gesto) la jugada.

2.Una jugada prematura (que no sea una salida) del declarante de cualquier mano es carta jugada y no se puede retirar.


Artículo 58.- Salidas o jugadas simultáneas


A.- Jugadas simultáneas de dos jugadores: Una salida o jugada efectuada simultáneamente con la salida o jugada legal de otro jugador se considera posterior a ella.

B.- Cartas jugadas simultáneamente de una mano: Si un jugador sale o juega simultáneamente dos o más cartas:

1.Si sólo una carta es visible ésta es la jugada. Todas las demás se recogen y no hay más rectificaciones (ver el Artículo 47F)

2.Si más de una carta son visibles, el jugador indica la que se propone jugar. Si se trata de un defensor todas las demás cartas se convierten en cartas penalizadas (ver el Artículo 50).

3.Cuando un jugador retira una carta visible, el oponente que jugó a continuación de esta carta puede retirar la suya y jugar otra sin rectificaciones (pero ver al Artículo 16D).

4.Si la jugada simultanea no se descubre antes de que los dos bandos hayan jugado para la baza siguiente, se aplica el Artículo 67.

Artículo 59.- Imposibilidad de un jugador de salir o jugar como se le ha requerido


Un jugador puede jugar cualquier carta legal si no puede cumplir con la obligación de salida o jugada impuesta por una rectificación, sea porque no tiene cartas en el palo exigido, porque sólo tiene cartas en el palo prohibido o porque está obligado a asistir al palo.


Artículo 60.- Juego a continuación de una jugada ilegal


A.- Jugar una carta después de una irregularidad

1.Una jugada del miembro del bando inocente después de que su OD salió o jugó fuera de turno o prematuramente, y antes de que se aplique la rectificación, hace perder el derecho a una rectificación por esta irregularidad.

2.Una vez perdido el derecho a la rectificación, la jugada ilegal se trata como si se hiciera en turno correcto (excepto cuando es aplicable el Artículo 53C).

3.Si el bando infractor anteriormente tenía una obligación de jugar una carta penalizada, o de cumplir con una restricción de salida o jugada, esta obligación sigue en píe para los próximos turnos.

B.- Si un defensor juega después de que se haya obligado al declarante a retirar su salida fuera de turno (de cualquiera de las dos manos), pero antes de que el declarante salga de la mano correcta, la carta del defensor se convierte en carta penalizada mayor (Artículo 50).

C.- La jugada del bando infractor antes de aplicar la rectificación: Una jugada del bando infractor antes de que se aplique la rectificación no afecta a los derechos de sus oponentes, y puede causar otras rectificaciones.


V.- EL RENUNCIO


Artículo 61.- No asistir al palo. Preguntas sobre el renuncio


A.- Definición del renuncio: Constituye un renuncio cualquiera de las siguientes jugadas:

•Omitir asistir al palo, tal y como lo prevé el Artículo 44.

•Omitir salir o jugar, cuando es posible, una carta o palo obligado por el Reglamento.

•Omitir salir o jugar, cuando es posible, una carta o palo cuando un oponente lo requiere como consecuencia de la rectificación de una irregularidad.

(Si no es posible cumplir con la obligación de asistir al palo, ver el Artículo 59.)

B.- Derecho a preguntar sobre un posible renuncio

1.El declarante puede preguntar al defensor que ha omitido asistir al palo si tiene cartas de ese palo.

2.(a) El muerto puede preguntar al declarante (pero ver el Artículo 43B2(b)

(b) El muerto no puede preguntar a un defensor y se puede aplicar el Artículo 16B.

3.Un defensor puede preguntar al declarante y, excepto si está prohibido por la Autoridad Reguladora, también un defensor puede preguntar a su compañero (aunque arriesgándose a originar información no autorizada)


Artículo 62.- Corrección de un renuncio


A.- Obligación de hacerlo: Un jugador debe corregir el renuncio si se da cuenta de la irregularidad antes de que el renuncio se haya establecido.

B.- Forma de hacerlo: Para corregir un renuncio el infractor retira la carta jugada y la sustituye por una carta legal.

1.Una carta retirada de esta manera se convierte en carta penalizada mayor (Artículo 50) si se ha jugado de la mano (cubierta) de un defensor.

2.La carta se puede cambiar sin otras rectificaciones si se ha jugado de la mano del declarante (sujeto al Artículo 43B2(b), del muerto, o si era una carta descubierta de un defensor.

C.- Cartas jugadas a continuación de un renuncio

1.Cada miembro del bando inocente puede retirar y devolver a su mano cualquier carta que haya jugado después del renuncio, pero antes de que se haya llamado la atención sobre ello (ver Artículo 16D).

2.Si según este procedimiento un jugador inocente cambia la carta, su OI (que es del bando infractor) puede retirar la carta que había jugado a continuación. Esta carta se convierte en una carta penalizada si es de un defensor, y ver el Artículo 16D.

3.La reclamación del renuncio no implica una inspección automática de las bazas terminadas (ver el Artículo 66C).

D.- Renuncio en la duodécima baza

1.Un renuncio en la duodécima baza se debe corregir, incluso si se ha establecido, si se descubre antes de que las cuatro manos se hayan devuelto al estuche.

2.Si un defensor renuncia en la duodécima baza, antes de que su compañero haya jugado en esta baza, si el compañero del infractor tiene cartas en dos palos, no debe escoger la jugada que podía haber sido sugerida viendo la carta del renuncio.


Artículo 63.- Renuncio consumado


A.- El renuncio establecido: Un renuncio se consuma si:

1.El infractor o su compañero sale o juega en la baza siguiente (esta jugada, legal o ilegal, convierte el renuncio en establecido).

2.El infractor o su compañero nombra o de otra manera indica la carta a jugar en la siguiente baza.

3.Un jugador del bando infractor realiza o acepta una reclamación o concesión de bazas, verbalmente, enseñando sus cartas o de cualquier otra manera.

B.- El renuncio no se puede corregir: Una vez establecido, el renuncio no se puede corregir (excepto en caso del renuncio en la duodécima baza, Artículo 62D). La baza en la que ocurrió el renuncio se mantiene tal y como se jugó.


Artículo 64.- Procedimiento tras un renuncio consumado


A.- Rectificación después del renuncio: Después de un renuncio establecido:

1.Si la baza del renuncio fue ganada por el infractor

•Al final del carteo esta baza se traslada al bando inocente, y

•Si después del renuncio el bando infractor ganó al menos una baza, se traslada al bando inocente una baza más.

2.Si la baza del renuncio no fue ganada por el infractor, entonces

•Si el bando infractor ganó ésta o cualquier baza posterior, al final del carteo se traslada al bando inocente una baza.

(A efectos de este Artículo una baza ganada en el muerto no se considera ganada por el declarante)

B.-No se aplica la rectificación del apartado A, después de un renuncio establecido si:

1.El bando infractor no gana la baza del renuncio ni ninguna posterior.

2.Es un renuncio posterior, en el mismo palo, del mismo jugador. Se puede aplicar el Artículo 64C.

3.El renuncio consiste en omitir jugar una carta expuesta encima de la mesa, o una carta que pertenece a una mano extendida encima de la mesa, incluyendo la mano del muerto.

4.Se ha llamado la atención sobre el renuncio después de que un miembro del bando inocente haya dado una voz en la mano siguiente.

5.Se ha llamado la atención sobre el renuncio después del final de la ronda.

6.Es un renuncio en la duodécima baza.

7.Ls dos bandos han cometido un renuncio en el mismo estuche.

C.- Facultades del Árbitro en aras a la equidad: El Árbitro asignará una puntuación ajustada si considera que los perjuicios causados al bando inocente por un renuncio establecido, incluso si no está sujeto a rectificación no se compensan suficientemente aplicando este artículo.


VI.- BAZAS


Artículo 65.- Colocación de bazas


A.- Baza completada: Cuando haya cuatro cartas jugadas en una baza, cada jugador deja su carta tapada sobre la mesa y ante sí.

B.- Seguimiento de quién ha ganado las bazas

1.La carta de la baza ganada por el propio bando se orienta verticalmente, apuntando hacia el compañero.

2.La carta de la baza ganada por el bando contrario se orienta horizontalmente, en dirección de los oponentes.

3.El declarante puede exigir que una carta orientada incorrectamente se coloque de la manera descrita anteriormente. El muerto y ambos defensores pueden llamar la atención sobre una carta orientada incorrectamente, pero para ellos este derecho expira cuando se haya salido para la baza siguiente. Si lo hacen después se puede aplicar el artículo 16B.

C.- Orden: Cada jugador coloca sus cartas en una fila, poniéndolas una encima de otra, en el orden en el que se jugaron. Esto permite una revisión del carteo después de su final. Si es necesario permite determinar el número de bazas ganadas por cada bando, o el orden en el que se jugaron las cartas.

D.- Acuerdo sobre el resultado del carteo:

•Un jugador no debería alterar el orden de sus cartas jugadas hasta que se haya llegado al acuerdo sobre el número de bazas ganadas.

•Un jugador que incumpla las medidas de este Artículo pone en peligro su derecho de reclamar la propiedad de bazas dudosas o de reclamar (o negar) un renuncio.


Artículo 66.- Inspección de bazas


A.- La baza en juego: Mientras su bando no ha salido o jugado para la baza siguiente, el declarante y ambos defensores pueden, hasta que hayan tapado su carta, solicitar que se expongan todas las cartas que se acaban de jugar en esta baza.

B.- Última carta de un jugador: Hasta que se haya salido para la baza siguiente, el declarante y ambos defensores pueden inspeccionar, pero no exponer, su última carta jugada.

C.- Bazas terminadas: Después y hasta el final del carteo, las cartas de las bazas terminadas no se pueden inspeccionar (excepto según la instrucción específica del Árbitro; por ejemplo para verificar un renuncio).

D.- Después del final del carteo: Después del final del carteo, las cartas jugadas y no jugadas se pueden inspeccionar para decidir sobre la reclamación de un renuncio o del número de bazas ganadas o perdidas. Ningún jugador debería tocar las cartas de otro jugador.

•Si después de esta reclamación, un jugador mezcla sus cartas de manera que el Árbitro no puede establecer los hechos, éste resolverá a favor del bando contrario.


Artículo 67.- Baza defectuosa


A.- Antes de que los dos bandos jueguen para la baza siguiente: Si un jugador no jugó en una baza, o jugó más de una carta, el error se debe corregir si se llamó la atención sobre la irregularidad antes de que un miembro de cada bando haya jugado en la siguiente baza.

1.Para corregir la omisión de jugar una carta el infractor aporta una que puede jugar legalmente.

2.Para corregir el juego de cartas demás en una baza se aplica el Artículo 45E (la quinta carta en una baza) o el Artículo 58B (cartas simultaneas de una mano).

B.- Después de que los dos bandos hayan jugado en la baza siguiente: Cuando se advierta que hay una baza defectuosa o lo establezca el Árbitro porque un jugador tiene cartas de menos o de más en su mano y un número erróneo correspondiente de cartas jugadas, el Director determinará cuál es la baza incorrecta y a continuación procederá así:

1.Si el infractor no jugó la carta en la baza defectuosa, el Árbitro le ordenará que coloque una de sus cartas delante suya, cara arriba, encima de la mesa y luego que la ubique de forma apropiada entre las cartas jugadas sin que ello afecte a la propiedad de la baza. Si

(a) El infractor tiene cartas del palo de salida de la baza defectuosa, debe escoger una de ellas para colocarla entre las cartas jugadas. Se considera que cometió un renuncio en la baza defectuosa y está sujeto a la perdida de una baza según el Artículo 64A2.

(b) El infractor no tiene cartas del palo de salida de la baza defectuosa, escoge cualquier carta para colocarla entre las jugadas. Se considera que cometió un renuncio en la baza defectuosa y está sujeto a la perdida de una baza según el Artículo 64A2.

2.(a) Si el infractor jugó más de una carta en la baza defectuosa, el Árbitro inspeccionará las cartas jugadas y ordenará que el infractor devuelva a su mano todas las cartas demás, dejando entre las cartas jugadas la que se expuso en la baza defectuosa (si el Árbitro no puede determinar cuál de las cartas se expuso, el infractor dejará la más alta que podía haber jugado legalmente en esta baza). Esto no afecta la propiedad de la baza defectuosa.

(b) Se considera que la carta devuelta estuvo permanentemente en la mano del infractor, y la omisión de jugarla en una baza anterior puede constituir un renuncio.

•El Árbitro debería evitar, si es posible, exponer las cartas de un defensor. Si una carta demás, que se tiene que devolver a la mano de un defensor, se expone, esta carta se convierte en una carta penalizada (ver Art. 50).


VII.- RECLAMACIONES Y CONCESIONES


Artículo 68.- Reclamación o concesión de bazas


Para que una acción o declaración se considere una reclamación o concesión de bazas, según este Reglamento, se debe referir a las bazas posteriores a la baza en curso. (Si la acción se refiere sólo a ganar o perder la baza en curso, el carteo continúa con regularidad. Las cartas expuestas o desveladas por un defensor no se convierten en cartas penalizadas, pero se puede aplicar el Artículo 16, sobre información no autorizada, y ver el Artículo 57A, sobre jugada prematura. Entonces:

A.- Definición de una reclamación de bazas: Cualquier acción que indique que un participante va ganar un número determinado de bazas es una reclamación de éstas. Un participante también hace una reclamación si sugiere que se detenga el carteo, o si enseña sus cartas (excepto si de forma evidente su intención no fue la de reclamar bazas, por ejemplo, cuando el declarante descubre sus cartas después de una salida inicial fuera de turno, se aplica el Artículo 54, y no el 68).

B.- Definición de una concesión de bazas

1.Cualquier acción que indica que un participante va perder un número determinado de bazas es una concesión de éstas. Una reclamación de un número de bazas es la concesión del resto, si las hay. Un jugador concede todas las bazas restantes si abandona su mano.

2.Sin tener en cuenta el punto 1 anterior, si un defensor intenta conceder una o más bazas y su compañero se opone a ello inmediatamente, no hay concesión. Puede haber información no autorizada, y hay que llamar al Árbitro enseguida. El carteo continúa. En estas condiciones, cualquier carta expuesta por un defensor no es carta penalizada, pero se aplica el Artículo 16D respecto a la información obtenida por la exposición de la carta. Esta información no puede ser utilizada por el compañero del defensor que expuso la carta.

C.- Toda reclamación de bazas debería ir acompañada por una aclaración: Es decir, una explicación sobre el orden en el que se jugarán las cartas, sobre la línea de carteo o defensa con la que el reclamante propone ganar las bazas reclamadas.

D.- El carteo se detiene: Después de cualquier reclamación o concesión el carteo se detiene (pero ver el Artículo 70D3). Si la reclamación/concesión es aceptada se aplica el Artículo 69. Si cualquier jugador expresa dudas respecto a la reclamación/concesión (incluido el muerto), se debe llamar al Árbitro inmediatamente y se aplica el Artículo 70. No se debe tomar ninguna medida hasta que llegue el árbitro.


Artículo 69.- Reclamación o concesión aceptada


A.- Cuándo se considera aceptada: Una reclamación/concesión se considera aceptada si el participante da la conformidad con la reclamación/concesión de un oponente y no manifiesta ninguna objeción antes de que su bando de voz en el siguiente estuche o antes del final de la ronda, según lo que ocurra antes. El estuche se puntúa como si el número de bazas reclamado/concedido hubiese sido ganado/perdido en el carteo.

B.- La decisión del Árbitro: La aceptación de una reclamación /concesión (ver A) puede ser retirada durante el periodo de corrección establecido en el Artículo 79C:

1.Si un jugador aceptó perder una baza que su bando, de hecho, había ganado; o

2.Si un jugador aceptó perder una baza que es probable que su bando hubiera ganado si el carteo hubiera continuado.

El estuche se vuelve a puntuar otorgando esta baza a su bando.


Artículo 70.- Reclamación/concesión rechazada


A.- Objetivo general: Arbitrando una reclamación/concesión no aceptada, el Árbitro otorga la puntuación del estuche de manera más equitativa posible a los dos bandos. En caso de duda se resolverá en contra del reclamante. El Árbitro procede de la siguiente manera:

B.- Repetir la explicación aclaratoria

1.El Árbitro exigirá que el reclamante repita la aclaración que dio en el momento de reclamar/conceder bazas.

2.Después, el Árbitro escuchará las objeciones de los oponentes (aunque su examen no está limitado estas objeciones).

3.El Árbitro puede exigir a los jugadores que expongan el resto de sus cartas sobre la mesa.

C.- Caso de que quede un triunfo: Si queda un triunfo en la mano de un oponente, el Árbitro otorgará una o más bazas a los oponentes si:

1.El reclamante no hizo ninguna mención de ese triunfo, y

2.Es muy probable que en el momento de la reclamación el reclamante no se acordaba de ese triunfo, y

3.Siguiendo una línea de juego normal* se podría perder una baza a causa de ese triunfo.

D.- Consideraciones del Árbitro

1.El Árbitro no aceptará ninguna línea de carteo no incluida en la aclaración original si existe otra línea de carteo normal*, menos favorable.

2.El Árbitro no aceptará la reclamación de un defensor que depende de que su compañero escoja una jugada particular entre otras alternativas normales*.

3.Según el Artículo 68D el carteo se debería detener, pero si hubo cualquier jugada después de la reclamación esta se puede utilizar como parte de la explicación aclaratoria. El Árbitro la puede aceptar como información sobre las jugadas más probables después de la reclamación y/o hasta qué punto está justificada.

E.- Nueva línea de juego

1.El Árbitro no aceptará ninguna línea no explicada cuyo éxito dependa de que una carta determinada esté en la mano de un oponente en concreto., salvo que uno de ellos no haya servido al palo de esta carta antes de la reclamación, o si siguiendo una línea normal* de carteo no asistiera al palo posteriormente, o si no seguir esta línea de juego sería irracional.

2.La Autoridad Reguladora puede especificar la manera (por ejemplo “de arriba abajo”) de la que el Árbitro determinará que se jugaría un palo, si esto no fue aclarado en la explicación de la reclamación (pero siempre sujeto a cualquier otra condición de este Artículo).

*(A efectos de los Artículos 70 y 71, “normal” incluye jugadas descuidadas o inferiores al nivel del jugador en cuestión.)


Artículo 71.- Concesión anulada


Toda concesión se mantendrá salvo que, en el período de corrección establecido en el artículo 79C, el Árbitro la deje sin efecto por alguna de las siguientes causas:

1.Un jugador ha concedido una baza que su bando, de hecho, había ganado; o

2.Un jugador ha concedido una baza que no se podía perder jugando de una manera normal el resto de las cartas. (“normal” incluye jugadas descuidadas o inferiores al nivel del jugador en cuestión)

El estuche se puntúa adjudicando esta baza a su bando.


VIII.- NORMAS ÉTICAS


Artículo 72.- Principios generales


A.-Cumplimiento del Reglamento: Los torneos del bridge duplicado se deberían jugar cumpliendo estrictamente las condiciones del Reglamento. (Nota de la AEB: En todos los torneos homologados por la AEB le serán de aplicación todas sus normas). El objetivo principal es obtener mejor puntuación que los demás participantes obedeciendo los procedimientos y estandartes éticos definidos en este Reglamento.

B.- Infracciones del Reglamento

1.Ningún jugador puede vulnerar a propósito una norma, aunque esté dispuesto a cumplir la rectificación procedente.

2.No es obligatorio denunciar la cometida por el propio bando (pero ver artículo 20F sobre explicación incorrecta y artículos 62A y 79A2).

3.Un jugador no debe tratar de ocultar una infracción inadvertida, por ejemplo, cometiendo un segundo renuncio, ocultando una carta involucrada en un renuncio o mezclando las cartas prematuramente


Artículo 73.- Comunicaciones entre compañeros


A.- Comunicación correcta entre los compañeros

1.Las comunicaciones entre los compañeros durante la subasta y el carteo sólo se harán a través del significado de voces y jugadas.

2.Voces y jugadas se deberían efectuar sin un énfasis especial, matiz o conducta indebida, y sin titubeos o rapidez indebida. Pero la Autoridad Reguladora puede imponer pausas obligatorias, como en la primera ronda de la subasta, o después del aviso de una declaración con salto, o en la primera baza.

B.- Comunicación inapropiada entre los compañeros

1.Los compañeros no pueden comunicarse a través de las formas en las que efectúan sus voces o jugadas, observaciones o gestos inapropiados, preguntas formuladas o no formuladas a los oponentes o alertas y explicaciones dadas o no dadas a estos oponentes.

2.La infracción más grave para una pareja es los intercambios de información acordados, diferentes a los permitidos por este Reglamento.

C.- Un jugador recibe una información no autorizada del compañero: Si un jugador tiene a su disposición una información no autorizada de su compañero, por ejemplo de: comentario, pregunta, explicación, gesto, conducta, énfasis indebido, tono, titubeo o rapidez, una alerta no esperada, (es decir, no esperada porque en principio se trata de una voz no alertable), la omisión de alertar; no debe aprovecharse de ninguna ventaja que le puede proporcionar esta información no autorizada.

D.- Variaciones del ritmo y de la forma

1.Es aconsejable, aunque no siempre obligatorio, que los jugadores mantengan un ritmo y forma constantes. Deben tener mucho cuidado si las variaciones del ritmo o conducta pueden beneficiar su bando. En sí, variar el ritmo o la manera en la que se efectúa una voz o jugada no es una infracción. Las inferencias de estas variaciones pueden ser deducidas sólo por el oponente, y a riesgo propio.

2.Un jugador no puede intentar engañar al oponente a través de un comentario o gesto, lentitud o rapidez de una voz o jugada (como “pensando” antes de jugar la única carta del palo salido), modo en el que se efectúa una voz o jugada, o cualquier incumplimiento voluntario del procedimiento correcto.

E.- Engaño: Un jugador puede intentar engañar a un oponente a través de voces o jugadas (siempre y cuando este engaño no se base en entendimientos ocultos o en la experiencia entre los compañeros).

F.- Incumplimiento de estas condiciones: Cuando un incumplimiento de las condiciones descritas en este Artículo causa perjuicio al bando inocente, si el Árbitro determina que un jugador inocente sacó inferencias erróneas de una observación, conducta, ritmo, u otra acción similar, de un oponente que no tenía una razón bridgística evidente para cometer esta acción, y que en el momento de efectuarla podía haber sabido que podría beneficiarse de ello, el Árbitro ajustará la puntuación (ver el Artículo 12C).


Artículo 74.- Comportamiento y etiqueta


A.- Actitud correcta

1.Los jugadores deberían mantener en todo momento, una actitud cortés.

2.Los jugadores deberían evitar cualquier observación o acción que pueda molestar a otro jugador, o que pueda afectar al placer y la comodidad del juego.

3.Todos los jugadores deberían seguir el mismo procedimiento correcto subastando y jugando.

B.- Etiqueta: Por principios de cortesía los jugadores deberían abstenerse de:

1.No prestar atención al juego.

2.Hacer comentarios innecesarios durante la subasta y carteo.

3.Preparar una carta antes de que sea su turno de jugar.

4.Prolongar el carteo innecesariamente (como siguiendo con el carteo aun sabiendo que todas las bazas son suyas) con el objetivo de desconcentrar al oponente.

5.Llamar al Árbitro y dirigirse a él y a los demás sin la debida cortesía.

C.- Infracciones de forma o procedimiento: Estos son algunos ejemplos del incumplimiento del procedimiento:

1.Utilizar diferentes denominaciones para la misma voz.

2.Indicar aprobación o repulsa de una voz o jugada.

3.Indicar la expectativa o la intención de ganar o perder una baza, que no se ha completado.

4.Hacer comentarios o actuar durante la subasta o carteo para llamar la atención sobre hechos importantes, o sobre el número de bazas necesarios para cumplir el objetivo.

5.Mirar atentamente a otro jugador durante la subasta o carteo, u observar la mano de otro jugador para ver sus cartas o para ver de dónde saca la carta, aunque es correcto actuar basándose en la información obtenida por haber visto involuntariamente la carta de un oponente. (Ver el Artículo 73D2 cuando un jugador podía haber enseñado sus cartas intencionadamente).

6.Mostrar una ausencia evidente del interés en la partida (como plegando las cartas).

7.Variar el ritmo normal de la subasta o carteo con el objetivo de desconcentrar a los oponentes.

8.Abandonar la mesa innecesariamente antes del final de la ronda.


Artículo 75.- Explicación errónea o voz equivocada


El siguiente ejemplo es ilustrativo para aclarar las responsabilidades de los jugadores (y del Árbitro) después de una explicación incorrecta: Norte abre de 1ST. Sur, que tiene una mano débil con un palo largo a diamante, subasta 2 diamantes, intentando parar aquí. Sin embargo, Norte explica, a la pregunta de Oeste, que la voz de Sur es artificial e indica una mano fuerte, pidiendo palos mayores.


A.- Error que origina la información no autorizada

Independientemente de si la explicación de Norte es correcta o no, habiendo oído esta explicación, Sur sabe que su voz de 2 diamantes ha sido malinterpretada. Este conocimiento es una “información no autorizada” (ver el Artículo 16A). Sur debe evitar cualquier ventaja que le puede proporcionar esta información no autorizada (ver el Artículo 73C). (En caso contrario el Árbitro ajustará la marca.) Por ejemplo, si Norte redeclara 2ST, Sur tiene la información no autorizada que indica que Norte niega cuatro cartas en los mayores. Pero su responsabilidad es actuar como si Norte hubiera indicado una mano máxima, invitando a manga frente a una respuesta débil.

B.- Explicación errónea: El acuerdo entre Norte-Sur es que la voz 2 diamantes es natural, un “stop”.

El error fue la explicación de Norte. Esta explicación es una infracción, porque Este-Oeste tienen derecho a una descripción correcta de los acuerdos de Norte-Sur (si esta infracción perjudica a Este-Oeste, el Árbitro ajustará la puntuación). Si Norte se da cuenta de su error debe llamar inmediatamente al Árbitro. Sur no debe hacer nada para corregir la explicación mientras sigue la subasta. Después del paso final, Sur, si es muerto o declarante, debe llamar al Árbitro y corregir la explicación. Si Sur es defensor, llamará al Árbitro cuando termine el carteo.

C. Voz equivocada: El acuerdo entre Norte-Sur es el que describió Norte: 2 diamantes es fuerte y artificial.

El error fue cometido por Sur, dando esta voz con una mano no adecuada. Aquí no hay infracción. Este-Oeste obtuvieron una descripción correcta de los acuerdos de sus oponentes. (Independientemente del perjuicio, el Árbitro permitirá que el resultado se mantenga. Pero, el Árbitro debe suponer que se trata de una explicación errónea, antes que de una voz equivocada, si no hay pruebas que muestren lo contrario.) Sur no debe corregir la explicación de Norte (ni llamar al Árbitro), ni ahora, y tampoco tiene la obligación de hacerlo más tarde.


Artículo 76.- Espectadores


A.- Control

1.Los espectadores dentro del área de juego están sujetos al control del Árbitro, según las normas del torneo. (El área de juego incluye todas las zonas de las instalaciones en las que se puede mover un jugador durante la sesión en la que él juega. Esto puede ser más detallado en la normativa.)

2.Las Autoridades Reguladoras y los Organizadores del torneo que permiten la transmisión electrónica del juego pueden especificar las condiciones en las que se pueden ver estas transmisiones y definir el comportamiento conveniente de los espectadores. (Un espectador no debe comunicarse con el jugador durante la sesión en la que este está jugando.)

B.- Conducta en la mesa: Un espectador:

1.No puede mirar la mano de más de un jugador, excepto si lo permite la normativa.

2.No debe hacer ninguna reacción respecto a la subasta o carteo de la partida que se está jugando.

3.No debe, a lo largo de una ronda, hacer gestos o comentarios de ningún tipo y no debe hablar con el jugador.

4.No debe molestar a un jugador.

5.No debe llamar la atención sobre ninguna parte del juego.

C.- Participación

1.Un espectador puede hablar sobre los hechos o leyes dentro del área de juego sólo a petición del Árbitro. (El área de juego incluye todas las zonas de las instalaciones en las que se puede mover un jugador durante la sesión en la que él juega. Esto puede ser más detallado en la normativa.)

2.La Autoridad Reguladora y el Organizador del torneo pueden especificar cómo tratar con las irregularidades causadas por los espectadores.

D.- Estatus

Cualquier persona dentro del área de juego, que no sea jugador o un asistente del torneo, tiene el estatus del espectador excepto si el Árbitro lo especifica de otra forma.


IX.- PUNTUACIÓN


Artículo 77.- Tabla de puntuación del bridge duplicado


Ver tabla en el anexo


Artículo 78.- Métodos de puntuación y condiciones del torneo


A.- Puntuación por Puntos Match (MP): Puntuando por Puntos Match, -(Nota AEB: Método mal llamado “Puntuación por Top integral”)-, cada participante obtiene, comparando los resultados hechos por diferentes participantes que jugaron el mismo estuche:

•Dos unidades (puntos match o mitades de puntos match) por cada resultado inferior al suyo.

•Una unidad por cada resultado igualado.

•Cero unidades por cada resultado superior al suyo.

B.- Puntuación por Puntos Internacionales de Match (IMP): Puntuando por IMP, en cada estuche la diferencia de los dos resultados comparados se convierte en IMP según la escala que se reproduce en el anexo.

C.- Puntuando por puntos totales: Puntuando por puntos totales, la suma de los puntos totales de todos los estuches de cada participante es su puntuación.

D.- Métodos especiales: Si lo ha aprobado la Autoridad Reguladora se pueden utilizar otros métodos de puntuación (por ejemplo la conversión a Puntos Victoria). El Organizador del Torneo debería publicar las Condiciones con antelación respecto al evento o torneo. Estas deberían especificar las condiciones para inscribirse, método de puntuación, determinación del ganador, desempates, y otra información similar. Las Condiciones no deben contradecirse con el Reglamento o la normativa y deberían incluir toda la información especificada por la Autoridad Reguladora. Deberían estar a la disposición de los participantes.


Artículo 79.- Bazas ganadas


A.- Acuerdo sobre el número de bazas ganadas

1.Los jugadores se pondrán de acuerdo sobre el número de bazas ganadas antes de devolver las cuatro manos al estuche.

2.Un jugador no debe aceptar conscientemente ni los puntos por una baza que su bando no ha ganado, ni la concesión de una baza que sus oponentes no podían perder.

B.- Descuerdo en el número de bazas ganadas: Si surge un desacuerdo sobre el número de bazas ganadas, se debe llamar al Árbitro, y:

1.El Árbitro determinará si hubo una reclamación o concesión y, en este caso aplicará el Artículo 69.

2.Si lo anterior no es aplicable el Árbitro decidirá qué resultado anotar. Si no se llama al Árbitro antes del final de la ronda, él arbitrará conforme al punto C a continuación, o al artículo 87, según el caso, pero no habrá ninguna obligación de aumentar la puntuación de un bando.

C.- Error en la puntuación

1.Un error en el cálculo o en la introducción del resultado acordado, hecho por un jugador o por un anotador, se puede corregir hasta el final del periodo de corrección, especificado por el Organizador del torneo. Excepto que el Organizador del torneo lo especifique más largo*, este periodo de corrección expira 30 minutos después de que el resultado oficial haya sido disponible para la inspección. (Se puede especificar un periodo de corrección más corto, si lo impone alguna característica especial del evento)

2.La normativa puede incluir las condiciones en las que un error en la puntuación puede ser corregido después de que haya expirado el periodo de corrección, si ambos, el Árbitro y el Organizador del torneo, no tienen ninguna duda de que el resultado apuntado es incorrecto.


X.- ORGANIZACIÓN Y DIRECCIÓN DE TORNEOS


Artículo 80.- Normativa y organización


A.- La Autoridad Reguladora

1.Según este Reglamento la Autoridad Reguladora es:

a.La Federación Mundial de Bridge, para sus propios torneos y eventos mundiales.

b.Las respectivas Autoridades Zonales, para torneos y eventos organizados bajo sus auspicios.

c.La Organización Nacional de Bridge en cuyo territorio se organiza el torneo, para cualquier otro torneo o evento,.

2.La Autoridad Reguladora tiene las responsabilidades y poderes especificados en este Reglamento.

3.La Autoridad Reguladora puede delegar sus poderes (manteniendo la responsabilidad final de su ejercicio) o puede asignarlos (en este caso deja de ser responsable de su ejercicio).

•Nota: En España la Autoridad Reguladora es la Asociación Española de Bridge, AEB

B.- El Organizador del torneo

1.La Autoridad Reguladora puede reconocer una entidad, denominada “Organizador del torneo” que, sujeta a las condiciones de la Autoridad Reguladora y de este Reglamento, es la responsable de la organización del torneo o evento. El Organizador del torneo puede delegar sus poderes y obligaciones pero retiene la responsabilidad por su realización. La Autoridad Reguladora y el Organizador del torneo pueden ser el mismo ente.

2.Las atribuciones y obligaciones del Organizador del torneo incluyen:

a.Designar al Árbitro. (El OT, de acuerdo con las normas de la AEB, designará al equipo arbitral que será aceptado por la ésta si cumple los requisitos establecidos por ella) (Si no hay un Árbitro designado los jugadores deberían elegir a una persona que cumplirá la función de Árbitro).

b.Preparar con antelación todo lo necesario para el torneo, incluyendo las salas de juego, equipamiento y todos los demás requisitos logísticos.

c.Determinar la fecha y el horario de cada sesión.

d.Determinar las condiciones para la inscripción.

e.Determinar las condiciones de subasta y carteo, acordes con este Reglamento, junto con otras condiciones especiales (como, por ejemplo, juego con pantallas ya que las normas para la rectificación de una acción no transmitida al otro lado de la pantalla pueden variar).

f.Anunciar una normativa suplementaria, pero no en conflicto, con este Reglamento.

g.Proporcionar los asistentes necesarios para el Árbitro y Emplear el resto del personal y definir sus obligaciones y responsabilidades.

h.Organizar las inscripciones, aceptarlas y registrarlas.

i.Establecer condiciones correctas de juego y anunciarlas a los participantes.

j.Organizar la recogida de los resultados, cálculo de puntuaciones, y un acta oficial obtenida de ellas.

k.Preparar las condiciones correctas, para llevar a cabo las apelaciones, acorde con el Artículo 93.

l.Todos los demás poderes y obligaciones otorgados por este Reglamento.

•En algunos casos es normal que el Árbitro asuma la responsabilidad de unas o todas las tareas del Organizador del torneo, aquí exigidas.


Artículo 81.- El Árbitro


A.- Estatus oficial: El Árbitro es el representante oficial del Organizador del torneo, (pero ver Normas AEB más adelante)

B.- Restricciones y responsabilidades

1.El Árbitro es responsable para la dirección técnica del torneo in situ. Tiene poderes para solucionar cualquier descuido del Organizador del torneo, (pero ver Normas AEB más adelante).

2.El Árbitro aplica, y está limitado por, este Reglamento y la normativa suplementaria anunciada bajo la autoridad dada en este Reglamento.

C.- Las obligaciones y atribuciones del Árbitro: El Árbitro (no los jugadores) tiene la responsabilidad de rectificar las irregularidades y compensar los perjuicios. Las obligaciones y responsabilidades del Árbitro generalmente incluyen lo siguiente:

1.Mantener la disciplina y asegurar un desarrollo apacible del juego.

2.Interpretar y aplicar este Reglamento e informar a los jugadores sobre sus derechos y responsabilidades al respecto.

3.Rectificar errores o irregularidades de las que obtiene conocimiento de cualquier manera, dentro del periodo de corrección establecido en el Artículo 79C.

4.Evaluar las rectificaciones si son aplicables y ejercer poderes otorgados por los artículos 90 y 91.

5.No aplicar una rectificación, según él por razones justificadas, y a petición del bando inocente.

6.Arreglar los conflictos.

7.Tramitar los asuntos al comité adecuado.

8.Hacer el informe de los resultados para el acta oficial, si lo solicita el Organizador del torneo y tramitar cualquier otro asunto que le haya delegado el Organizador del torneo.

D.- Delegación de las obligaciones: El Árbitro puede delegar cualquiera de sus obligaciones a los asistentes, pero esto no le libera de la responsabilidad de su realización correcta.


Artículo 82.- Rectificación de errores del procedimiento


A.- Obligaciones del Árbitro: Es responsabilidad del Árbitro rectificar los errores de procedimiento y mantener el desarrollo del juego de acuerdo con lo que establece este Reglamento.

B.- Rectificación de los errores: Para rectificar un error del procedimiento el Árbitro puede:

1.Ajustar la puntuación, tal y como lo permite este Reglamento.

2.Exigir, posponer o cancelar el juego de un estuche.

3.Ejercer cualquier otra facultad que le otorgue este Reglamento.

C.- Errores del Árbitro: Si el Árbitro resuelve una incidencia en un sentido y, posteriormente, se da cuenta que su decisión no ha sido correcta y si no es posible efectuar una rectificación que permita que el estuche se puntúe de una manera normal, el Árbitro ajustará la puntuación tratando, en este caso, a ambos bandos como inocentes.


Artículo 83.- Deber de informar sobre el derecho a apelar


Si el Árbitro considera susceptible de revisión alguna decisión adoptada sobre cuestiones normativas o en el ejercicio de sus poderes discrecionales debe informar a los participantes de su derecho a apelar o puede remitir el asunto al comité apropiado.


Artículo 84.- Resolver sobre hechos no cuestionados


Cuando se haya llamado al Árbitro para que tome una decisión sobre una cuestión del Reglamento o se sus normas complementarias, si los dos bandos están de acuerdo sobre los hechos, actuará de la siguiente manera:

A.- Si no procede rectificación: Si la reglamentación no tiene prevista ninguna rectificación, y el Árbitro no considera oportuno hacer uso de sus poderes discrecionales, el Árbitro ordenará a los jugadores que sigan con la subasta y carteo.

B.- La reglamentación previene una rectificación: Si se trata de un caso claramente descrito por un Artículo, que provee la rectificación por la irregularidad, el Árbitro determina la rectificación y asegura su cumplimiento.

C.- Opciones de los jugadores. Si este Reglamento otorga a un jugador la posibilidad de elegir la rectificación, el Director explicará las alternativas y comprobará que se elige y cumple una de ellas.por el jugador:

D.- Opciones del Árbitro: El Árbitro buscará la manera de restablecer la equidad. y debe resolver en caso de duda a favor del bando no infractor y si opina que es probable que el bando inocente haya sido perjudicado a través de una irregularidad por la que este Reglamento no provee rectificación, ajustará la puntuación (ver el Artículo 12).


Artículo 85.- Resolver sobre hechos cuestionados


Cuando se haya llamado al Árbitro para que tome una decisión sobre una cuestión del Reglamento o se sus normas complementarias, si los dos bandos no están de acuerdo sobre los hechos, actuará de la siguiente manera

A.- Evaluación del Árbitro

1.Para determinar los hechos el Árbitro basará su criterio en el equilibrio de las probabilidades, es decir, ponderando las evidencias que pueda reunir.

2.Si el Árbitro considera que ha establecido satisfactoriamente los hechos, procederá según el Artículo 84.

B.- Hechos no establecidos: Si el Árbitro no puede determinar los hechos de una manera convincente, resolverá de forma que permita que el juego continúe.


Artículo 86.- Corrección de irregularidades en el juego por equipos o similar


A.- Puntuación media cuando se puntúa por IMP: Si el Árbitro decide otorgar una puntuación ajustada artificial, media positiva o media negativa, puntuando por IMP, esta puntuación será de +3 o de -3 IMP respectivamente. El Organizador de torneo puede modificar este ajuste si lo aprueba la Autoridad Reguladora.

B.- Ajustes no compensados en fases eliminatorias: Si el Árbitro otorga una puntuación ajustada desequilibrada (ver el Artículo 12C) en la fase eliminatoria, el resultado de este estuche para cada participante se calcula por separado. La media de las dos puntuaciones se asigna a cada participante.

C.- Sustitución de un estuche: El Árbitro no ejercerá el poder que le otorga el Artículo 6, de ordenar un nuevo reparto del estuche, si un participante podría conocer el resultado del match sin este estuche. En lugar del nuevo reparto ajustará la puntuación.

D.- Resultado obtenido en la otra mesa en juego por equipos: Si el Árbitro ajusta una puntuación (excluyendo cualquier ajuste originado de la aplicación del Artículo 6D2), y se ha obtenido un resultado por los mismos participantes en la otra mesa, el Árbitro puede asignar la puntuación en IMP o en puntos totales, y debería hacerlo así si la puntuación resulta ser favorable para el bando inocente. (Si ya han empezado a jugar el estuche los mismos participantes en la otra mesa, se puede dejar terminar la mano)


Artículo 87.- Estuche alterado


A.- Definición: Un estuche se considera “alterado” si el Árbitro descubre que una o más cartas estaban mal colocadas dentro del estuche, o si descubre que el dador o la vulnerabilidad son diferentes entre las copias del mismo estuche, pues de esta forma los participantes que deberían comparar sus resultados no habrián jugado el estuche en condiciones idénticas.

B.- Puntuación: Para puntuar un estuche alterado el Árbitro determinará qué resultados se obtuvieron de forma correcta, y cuáles de forma(s) cambiada(s). En base a esto dividirá los resultados en grupos y puntuará cada grupo por separado, de acuerdo como prevenga la normativa del torneo. (En ausencia de dicha normativa el Árbitro seleccionará y hará público el método que va a emplear)



Artículo 88.- Asignación de puntos por compensación


Ver artículo 12C2


Artículo 89.- Rectificación en Torneos individuales


Ver artículo 12C3


Artículo 90.- Penalizaciones por infracciones de forma


A.- Facultades del Director: El Árbitro, además de aplicar las rectificaciones de este Reglamento, puede imponer penalidades de procedimiento por cualquier incorrección que obstruya o demore indebidamente el juego, provoque molestias a otros competidores, vulnere el procedimiento correcto o dé lugar a que se imponga una puntuación ajustada en otra mesa.

B.- Faltas de procedimiento sancionables: Con carácter indicativo, pero no limitativo, se señalan los siguientes:

1.Llegar tarde, después de la hora establecida.

2.Jugar con indebida lentitud.

3.Discutir en voz alta sobre la subasta, el juego o el resultado de una mano, de modo que se pueda oír en otra mesa.

4.Comparación no autorizada de puntuaciones con otros participantes.

5.Tocar o manipular cartas pertenecientes a otro jugador (ver artículo 7)

6.Colocar una o más cartas en un bolsillo equivocado del estuche.

7.Incurrir en errores de procedimiento que hagan preciso imponer una puntuación ajustada a cualquier participante, tales como no contar las cartas en una mano, jugar un estuche equivocado, etc.

8.No cumplir con diligencia los reglamentos del torneo o las instrucciones del Director.


Artículo 91.- Facultad de penalizar o suspender


A.- Derecho a penalizar: A fin de dar cumplimiento a su obligación de mantener el orden y la disciplina, el Director está expresamente autorizado a imponer sanciones disciplinarias en puntos, o a prohibir la intervención de uno o más participantes durante todo o parte de la sesión en curso. Esta decisión será final y no podrá ser revocada por un Comité de Apelación (ver art. 93B3)

B.- Derecho a descalificar: El Director está expresamente facultado para descalificar a cualquier participante, decisión que estará sometida a la aprobación del Organizador del Torneo.


XI.- APELACIONES Y RECURSOS


Artículo 92.- Derecho a apelar


A.- Derecho de los participantes: Los jugadores o su capitán pueden solicitar una revisión de la resolución adoptada en su mesa por el Árbitro. Si una apelación de este tipo se considera infundada puede estar sujeta a sanción regulada por una normativa.

B.- Plazo: El derecho a la apelación de una decisión del Árbitro expira treinta minutos después de que el resultado oficial haya sido puesto a disposición de los participantes para su inspección, excepto si el Organizador del torneo especifica un periodo diferente.

C.- Forma: Toda apelación se interpondrá a través del Director.

D.- Conformidad de los reclamantes: No se tratará una reclamación excepto si:

1.En eventos por parejas ambos miembros del bando están conformes en apelar (en un evento individual un reclamante no necesita la conformidad de su compañero).

2.En un evento por equipos el capitán debe estar de acuerdo con la apelación.


Artículo 93.- Procedimiento de apelación


A.- Caso de no existir Comité de Apelación: El Director responsable oirá y resolverá todas las apelaciones cuando no haya Comité de Apelaciones, (ni ningún otro procedimiento alternativo según el artículo 80B2k), o cuando éste no pueda actuar sin perturbar el desarrollo normal del torneo.

B.- Caso de existir Comité de Apelación y estar éste disponible:

1.El Director responsable escuchará y resolverá solamente los aspectos de la apelación relacionados con el Reglamento y las normativas. Su decisión será apelable ante el Comité.

2.El Director responsable remitirá todas las demás apelaciones al Comité para su oportuna resolución.

3.Para proceder a su resolución, el Comité puede ejercer todos los poderes que este Reglamento atribuye al Director, excepto que el Comité no puede anular la decisión del Director Responsable en cuestiones de Reglamento ni el ejercicio de sus poderes disciplinarios del artículo 91. (El Comité puede recomendar al Director responsable que los modifique)

C.- Posibilidades de apelar a un nivel superior.

1.La Autoridad Reguladora puede establecer procedimientos para apelaciones adicionales, una vez agotados los recursos antes expuestos. Si una apelación de este tipo se considera infundada puede estar sujeta a sanción regulada por una normativa.

2.El Director responsable o el Comité de Apelaciones pueden remitir el asunto para que lo examine la Autoridad Reguladora, la cual tiene potestad para resolver finalmente cualquier asunto.

3. (a) No obstante lo dispuesto en 1 y 2, si la Autoridad Reguladora lo considera necesario para el desarrollo del Torneo, puede asignar la responsabilidad definitiva sobre las reclamaciones al Comité de Apelaciones del torneo. En este caso su resolución es definitiva.

(b) Previa notificación a los participantes, la Autoridad Reguladora puede autorizar la modificación u omisión de las fases del proceso de apelación que se describe en este Reglamnto (y es responsable del cumplimiento de la legislación nacional que pudiera afectarle.)


INDICE



I.- PRELIMINARES


Art. 1.- La baraja. Rango de cartas y palos

Art. 2.- Los estuches

Art. 3.- Ordenación de las mesas

Art. 4.- Compañeros y bandos

Art. 5.- Asignación de asientos

Art. 6.- Barajar y repartir

Art. 7.- Control de estuches y cartas

Art. 8.- Secuencia de rondas


II.- IRREGULARIDAES


Art. 9.- Procedimiento después de una irregularidad

Art. 10.- Rectificaciones

Art. 11.- Pérdida del derecho a la rectificación

Art. 12.- Facultades discrecionales del Árbitro

Art. 13.- Número incorrecto de cartas

Art. 14.- Carta de menos

Art. 15.- Juego de un estuche equivocado

Art. 16.- Información autorizada y no autorizada


III.- LA SUBASTA


Art. 17.- El periodo de subasta

Art. 18.- Declaraciones

Art. 19.- Doblos y redoblos

Art. 20.- Revisión y explicación de voces

Art. 21.- Voz basada en información errónea

Art. 22.- Final de la subasta y del periodo de subasta

Art. 23.- Conciencia sobre un perjuicio potencial

Art. 24.- Carta expuesta o salida antes del carteo

Art. 25.- Cambios legales e ilegales de voz

Art. 26.- Voz retirada. Restricciones a la salida

Art. 27.- Declaración insuficiente

Art. 28.- Voces consideradas en turno

Art. 29.- Procedimiento tras una voz fuera de turno

Art. 30 – Paso fuera de turno

Art. 31.- Declaración fuera de turno

Art. 32.- Doblo o redoblo fuera de turno

Art. 33.- Voces simultáneas

Art. 34.- Persistencia del derecho de dar voz

Art. 35.- Voces inadmisibles

Art. 36.- Doblo y redoblo inadmisibles

Art. 37.- Acción que incumple la obligación de pasar

Art. 38.- Declaración por encima del nivel de siete

Art. 39.- Voz después del paso final

Art. 40.- Los entendimientos entre los compañeros


IV.- EL CARTEO


Art. 41.- Inicio de carteo

Art. 42.- Derechos del muerto

Art. 43.- Limitaciones del muerto

Art. 44.- Secuencia y procedimiento del carteo

Art. 45.- Carta jugada

Art. 46.- Designación errónea de la carta del muerto

Art. 47.- Retirar la carta jugada

Art. 48.- Cartas mostradas por el declarante

Art. 49.- Cartas mostradas por un defensor

Art. 50.- Normas sobre la carta penalizada

Art. 51.- Dos o más cartas penalizadas

Art. 52.- Omisión de salir o jugar la carta penalizada

Art. 53.- Salida fuera de turno aceptada

Art. 54.- Salida inicial descubierta y fuera de turno

Art. 55.- Salida fuera de turno del declarante

Art. 56.- Salida fuera de turno de un defensor

Art. 57.- Salida o jugada prematura

Art. 58.- Salidas o jugadas simultáneas

Art. 59.- Imposibilidad de salir o jugar como se le ha pedido

Art. 60.- Juego a continuación de una jugada ilegal


V.- EL RENUNCIO


Art. 61.- No asistir al palo. Preguntas sobre el renuncio

Art. 62.- Corrección de un renuncio

Art. 63.- Renuncio consumado

Art. 64.- Procedimiento tras un renuncio consumado


VI.- BAZAS


Art. 65.- Colocación de bazas

Art. 66.- Inspección de bazas

Art. 67.- Baza defectuosa


VII.- RECLAMACIONES Y CONCESIONES


Art. 68.- Reclamación o concesión de bazas

Art. 69.- Reclamación o concesión aceptada

Art. 70.- Reclamación/concesión rechazada

Art. 71.- Concesión anulada


VIII.- NORMAS ÉTICAS


Art. 72.- Principios generales

Art. 73.- Comunicaciones entre compañeros

Art. 74.- Comportamiento y etiqueta

Art. 75.- Explicación errónea o voz equivocada

Art. 76.- Espectadores


IX.- PUNTUACIÓN


Art. 77.- Tabla de puntuación del bridge duplicado

Art. 78.- Métodos de puntuación y condiciones del torneo

Art. 79.- Bazas ganadas


X.- ORGANIZACIÓN Y DIRECCIÓN DE TORNEOS


Art. 80.- Normativa y organización

Art. 81.- El Árbitro

Art. 82.- Rectificación de errores del procedimiento

Art. 83.- Deber de informar sobre el derecho a apelar

Art. 84.- Resolver sobre hechos no cuestionados

Art. 85.- Resolver sobre hechos cuestionados

Art. 86.- Corrección en el juego por equipos o similar

Art. 87.- Estuche alterado

Art. 88.- Asignación de puntos por compensación

Art. 89.- Rectificación en Torneos individuales

Art. 90.- Penalizaciones por infracciones de forma

Art. 91.- Facultad de penalizar o suspender


XI.- APELACIONES Y RECURSOS


Art. 92.- Derecho a apelar

Art. 93.- Procedimiento de apelación